Amazon es una compañía que se ha especializado en lanzar al mercado productos de hardware propio con buenas prestaciones a un precio muy competitivo. Por ello la llegada de un smartphone de Amazon es un factor a tener muy en cuenta para el devenir del mercado. Nuevos rumores apuntan a que el futuro smartphone de Amazon llevará una pantalla de 4.7 pulgadas.

Según estos rumores Amazon habría abandonado la idea inicial de utilizar una pantalla de 4.3 pulgadas viendo que el mercado está apostando por tamaños de pantalla más cercanos a las 5 pulgadas, dejando las pantallas de alrededor de 4 pulgadas para terminales de gamas más básicas.

Este supuesto cambio de tamaño de pantalla del futuro smartphone de Amazon podría estar detrás de los retrasos en la producción del mismo que ha llegado a nuestros oidos recientemente. Un cambio de estas características obligaría a un rediseño de la carcasa externa del teléfono para hacer espacio a una pantalla más grande y otros factores también podrían verse afectados. Un terminal más grande dejaría espacio por ejemplo a una batería mayor, lo que podría proporcionar más autonomía al terminal, uno de los puntos más débiles en la actualidad.

Amazon no es precisamente especialista por lanzar hardware de referencia al mercado. Normalmente suele apostar por unas prestaciones decentes pero sin llegar a ser punteras para poder reducir al máximo el precio de venta. En muchas ocasiones el margen de beneficio es inexistente puesto que Amazon compensa la caída de ingresos por ventas de hardware con el incremento de ventas en sus tiendas de aplicaciones, libros y música.

Precisamente esta política es parte del atractivo de sus productos ya que no solo nos permite adquirir productos con buenas prestaciones a bajos precios sino que, además, tiene un buen ecosistema construido alrededor que nos facilita el consumo de contenidos. Esperamos la llegada de este smartphone de Amazon para la segunda mitad de este año.