Google acaba de anunciar lo que será una nueva “limpieza de primavera”; momento del año en el que la compañía decide cerrar varios de sus servicios por motivos variados. Esta semana, la comunidad web se horrorizó ante la perspectiva de perder para siempre el lector RSS de Google, Reader, que pasará a mejor vida el 1 de julio. Pero, entre otras cosas, no se pareció prestar demasiada atención a la muerte de Snapseed de escritorio, que justo en diciembre llegó finalmente para Android. Así es, tristemente: Google cierra Snapseed, en su versión de escritorio ¿A qué se debe este cierre?

Snapseed

Simplemente, la idea de Google ha sido cerrar los servicios menos populares de su catálogo. Así, pueden concentrar su atención y recursos en los más usados, con una mayor cantidad de usuario. Si bien esta semana la concentración estuvo puesta sobre Reader, Sanpseed también cayó en la redada. Adquirido hace algunos meses a Nik Software, quienes la desarrollaron originalmente, ahora Google cierra Snapseed, o mejor dicho, su aplicación de escritorio, que se encontraba disponible tanto para Mac como para Windows.

Esto es lo que fue publicado en el blog oficial de la empresa, comunicado por Urs Hölzl:

A partir de hoy, ya no venderemos ni daremos actualizaciones para el programa de escritorio de Snapseed para Macintosh y Windows. Los clientes existentes continuarán pudiendo descargar el software, y podrán contactarnos para obtener soporte. Continuaremos ofreciendo la aplicación móvil de Snapseed para iOS y Android de forma gratuita.

Si en estos momentos vamos al sitio web de Snapseed, encontraremos que ya no se encuentra disponible la versión de escritorio. Esto podría generar una especie de malestar entre los profesionales que solían usar este programa, pues obviamente, no es lo mismo usar una aplicación móvil que una de escritorio, y para algunos usuarios la falta se va a sentir. La historia de Google como controlador de Snapseed comenzó en septiembre del año pasado, cuando adquirió la compañía desarrolladora. Desde ese momento, hubo un miedo generalizado por el cierre de los programas ofrecidos por la empresa. Si bien en diciembre los miedos parecieron disiparse con el lanzamiento de la versión de Snapseed para Android, vuelven a manifestarse después de esto.

Google y la fotografía tienen una relación que siempre está recorriendo un camino sinuoso. Sencillamente, Google ofrece algunas funcionalidades muy interesantes pero no tiene el interés de los fotógrafos en un pedestal. Por ejemplo, la visualización de fotografías en Google+ es muy bonita, tienen un buscador de imágenes donde podemos encontrar de buena calidad, o, por otro lado, Photo Sphere, la aplicación exclusivamente fotográfica que presentaron en la versión 4.2 de Android su sistema operativo móvil.

Pero, por otro lado, gestos como el de pagar 12 dólares a colaboradores de iStock Photo por imágenes que terminaron en Google Drive sin acusar autoría, por ejemplo. Y ahora esto, un nuevo episodio en su manía de cerrar servicios, que se toma como víctima a Snapseed. Por suerte, nos quedan las aplicaciones móviles, que al menos gracias a la intervención de Google se pueden descargar de forma gratuita.