Bitelia Labs: Google Keep

Hace tan sólo unas horas se lanzaba Google Keep, el nuevo servicio de toma de notas de Google que pretende hacerse con un hueco en el mercado y, siendo la gran corporación su propietaria, con el puesto número uno.

Google-Keep

Estoy seguro de que Google Keep recibirá importantes aportes con el paso del tiempo, pero en Bitelia nos hemos decidido a probarlo para compartir con vosotros algunos puntos de vista sobre su funcionamiento, los cuales podéis leer a continuación.

Google Keep en Android

La gracia de Google Keep se centra en que podemos tomar cuatro tipos de notas de forma muy sencilla y prácticamente al entrar en la aplicación:

  • Notas de texto
  • Listas
  • Dictado de notas
  • Captura de imágenes

Google Keep 01

En realidad las dos primeras son lo mismo, y es que si alguna vez habéis utilizado una aplicación de toma de notas que permitiera crear listas, sabréis que es fácil utilizar ambas categorías y acabar escribiendo notas en elementos de lista o listas en una nota, renglón a renglón: Google Keep evita eso, y en todo momento podemos convertir notas en listas o listas en notas mediante una opción habilitada en el menú para ello.

La toma de notas es tan sencilla que basta con escribir. Podemos asignar título, o no, y tachar los elementos que queramos en caso de que hayamos creado una lista. La opción de dictado de notas es interesante pero se queda a medias. En las pruebas realizadas, el dictado ha servido para recoger pequeñas frases o incluso palabras individuales que se han transcrito de forma correcta gracias a la tecnología de Google, pero se echa en falta el poder grabar notas de audio que después consumir desde el escritorio o desde el propio dispositivo. El audio grabado se puede consumir, pero sencillamente está limitado a cuando Android quiera cortarnos, no he visto forma de grabar por ejemplo una nota de un minuto de duración, y espero que Google piense en ello para próximas funcionalidades y versiones.

Lo que más me convence de Google Keep es la sencillez de su interfaz, una interfaz en la que desde el principio podemos crear los cuatro tipos de notas que he comentado y que podemos reordenar a nuestro gusto, destacando por colores o incluso archivando cuando ya no las necesitemos.

Google Keep 02

Google Keep cuenta además con dos widgets que podemos utilizar en nuestra pantalla de bloqueo, algo que se introdujo en una de las últimas versiones de Android y que por supuesto Google iba a aprovechar. Y, sinceramente, no se me ocurre forma mejor de hacerlo -salvo la cámara- que con una aplicación de toma de notas.

Deslizando a la izquierda nada más encender el terminal, por ejemplo, podemos acceder a los cuatro tipos de grabación que veíamos hace un rato, o incluso a las notas ya guardadas para completarlas o echar un vistazo. El artilugio sencillamente nos llevará de manera rápida a Google Keep y nos ayudará a hacerlo.

Google Keep en la web

Aunque ya es totalmente funcional, Google Keep se ve bastante pobre en la web, o al menos no es tan vistoso como en la versión de Android. Forma parte de Google Drive y aunque tratéis de acceder a http://keep.google.com no podréis, hay que hacerlo a través de https://drive.google.com/keep. Supongo que el subdominio se habilitará durante los próximos días, y a espera de que se confirme lo que si debería hacer Google (y lo hará) es integrar Keep no sólo en la famosa Barra Google, sino en el propio Drive, tal vez como una sección destacada.

Google Keep

Especulaciones aparte, Google Keep para la web nos permite acceder a todos los contenidos recogidos en Android, notas archivadas incluidas, y también crear nuevos datos, ya sean listas o documentos gráficos que podemos anotar. Aunque es posible reproducir las notas de audio guardadas desde dispositivos móviles, de momento se cae la opción de dictar en esta versión web.

Respecto al aspecto, podemos elegir también dos disposiciones. El formato viñetas, que dependiendo del ancho de nuestra pantalla podría quedarse reducido a una única línea, o la vista de lista, que muestra todas las notas en forma vertical. El orden en todo caso es el mismo que el de Android, y si reorganizamos nuestro dashboard en el terminal veremos los cambios automáticamente reflejados en la versión web. Si lo hacemos en la web, en Android. Se trata de una sincronización de uno a uno en toda regla.

Competidores

La toma de notas en dispositivos móviles y su sincronización para consumirlas allá donde estemos y desde el ordenador que nos conectemos no es algo nuevo. De hecho el mercado está bastante explotado, con dos competidores principales dominándolo: Evernote y OneNote.

A nivel de opciones, ambas nos permiten hacer casi lo mismo que Google y el rodaje que tienen les permite incluso presumir de más opciones de sincronización y configuración. De hecho, a día de hoy, Google Keep no tiene ninguna opción de configuración salvo la de la elección de cuenta a utilizar. Las desventajas de estas aplicaciones son que algunas de sus funciones, especialmente en Evernote, están limitadas si no somos usuarios Premium. Google Keep en cambio es completamente gratuito.

¿Puede Google Keep hacerse con un porcentaje de usuarios que haga a dichos servicios temer por su posición de mercado? Por supuesto. Google es Google, nos guste o no, y la gran ventaja es que dispone de muchos servicios que son utilizados por millones de usuarios. Google hace tiempo dejó de ser un buscador para convertirse en un centro de mando de Internet desde el que podemos redactar y almacenar documentos, gestionar nuestro correo, y ahora también almacenar nuestras ideas.

Personalmente voy a utilizar Google Keep (con algo de miedo, eso sí) por ese motivo y porque de momento me parece la aplicación de toma de notas ideal: Fácilmente accesible, siempre sincronizada con la nube y de la mano de una compañía en la que tengo varios GB de información a los que accedo a través de un único sitio.

Conclusión

7/10

Como de costumbre, Google ha lanzado un servicio que aunque seguro que se actualizará durante las próximas semanas, es funcional de entrada. El hecho de tomar notas de texto, capturar instantáneas que quedarán almacenadas en el teléfono y se sincronizarán de forma automática en la nube, y utilizar Google como centro de mando de nuestras notas da mucho juego. Los peros son varios, y se me ocurren bastantes funcionalidades que podrían estar incluidas de serie y espero que se incorporen el un futuro. La principal, la toma de notas de audio, ya que como hemos visto la funcionalidad de audio únicamente nos sirve para transcribir nuestra voz a notas de texto, y Android corta cuando quiere.

Lo que no he nombrado en todo el artículo es que de momento Keep está limitado a Android 4 o superior. La versión es lo de menos, pero Google debería lanzar cuanto antes una versión en otros sistemas operativos móviles si quiere ganarse a los usuarios de los mismos. Tiene madera para hacerlo: Es un servicio sencillo, con bastantes posibilidades y sobre todo que viene de la mano de Google, por lo que usuarios de Gmail, Google Reader o Google Drive podrían estar muy interesados en centralizar también sus notas en el ecosistema Google.

Puedes comentar sobre este y otros temas en nuestra comunidad

comentar

Usamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia. Si sigues navegando estás aceptando nuestra política de cookies