Los cambios de diseño en Facebook siempre son polémicos. Ya ha pasado varias veces, la última cuando se estrenaba la Timeline, característica ya activada en todos los perfiles y que permite ver el historial del usuario de forma cronológica. Particularmente acogí de buena gana el cambio -aunque he de decir que no soy muy seguidor de la red social- pero muchos usuarios decidieron no activar el nuevo diseño hasta el final.

Interfaz de Facebook

Por supuesto, la conversión era inevitable, y llegados a un punto todos los perfiles tenían activada la Timeline por defecto. Una de las cosas que menos me gustan de Facebook es la poca usabilidad que tiene en ocasiones su interfaz, con opciones que son difíciles de alcanzar y que no siempre están colgadas de manera intuitiva. Por eso, entre otras cosas, nace NewGenBook, un completo lavado de cara para la interfaz de Facebook.

Viene en forma de extensión de navegador, y básicamente altera la maquetación e interfaz de Facebook cambiando completamente el diseño con un tema que usa dos columnas en lugar de las tres que utiliza actualmente la red social.

Para disfrutar de todos los contenidos que nuestros contactos comparten, la barra de opciones lateral se auto-oculta pasados unos segundos dejando espacio para las publicaciones. Todo en una interfaz en la que incluso se incluyen animaciones, como por ejemplo en el chat, que parece funcionar de forma más rápida que el del diseño que propone la propia Facebook.

NewGenBook está de momento disponible para los siguientes navegadores:

En los próximos días se espera una versión para Windows Phone, iPhone y Android, llevando el lavado de cara a la interfaz de Facebook en nuestros dispositivos móviles. Definitivamente, se trata de una interfaz que deben probar los usuarios más enganchados a la red social y tal vez también aquellos a los que no les acaba de convencer el Facebook tradicional.

Todo, por cierto, de forma segura, ya que las funcionalidades de Facebook siguen siendo las del propio sitio, y NewGenBook es meramente una capa de personalización que corre por encima del mismo de forma local en nuestro ordenador.