Creo que uno de los servicios que más ha dado que hablar este año 2012 que estamos a punto de terminar es, sin duda alguna, Instagram que, al final, ha terminado arrastrando a Twitter, al propio Facebook (que es el actual propietario de Instagram y al poco tiempo lanzó Facebook Camera) o a Flickr a desarrollar sus propios filtros alternativos y así entrar en esta competición por captar a esos usuarios que comparten fotos con cierto toque vintage (máxime con el revuelo que ha generado el cambio de los términos del servicio de Instagram). Los filtros de Twitter, Instagram, Facebook o Flickr únicamente están disponibles en las aplicaciones móviles para iOS y Android de estos servicios y, por tanto, los usuarios que acceden a través de su navegador de escritorio lo tienen algo más complicado.

Instant Retro

Para los usuarios que acceden a su perfil de Twitter o Facebook a través del navegador de escritorio y que también quieran compartir imágenes con la posibilidad de editarlas o aplicarles un filtro, existen servicios alternativos a Instagram que, aunque no son tan sofisticados, pueden ofrecernos esta funcionalidad también. Instant Retro es uno de estos servicios disponibles y, tal y como nos podemos imaginar, nos permitirá editar nuestras imágenes aplicando alguno de los 17 filtros disponibles así como otros ajustes y retoques.

El interfaz de la aplicación es bastante sencillo de manejar y, realmente, no requiere registro para poder usarla, si así lo deseamos subiremos nuestras imágenes, elegiremos los ajustes a aplicar y, como resultado, obtendremos un enlace que podremos compartir a través de nuestros perfiles sociales (o, si queremos, podremos guardar desde el navegador la imagen retocada). También podremos usar nuestro perfil de Twitter, el de Facebook o nuestra cuenta en Google para usar la plataforma como usuarios registrados y, por ejemplo, acceder a todas las imágenes que hemos subido y retocado.

Además de la versión para navegador, Instant Retro está disponible como aplicación para Facebook y como aplicación para Chrome aunque, en este último caso la aplicación para Chrome no es más que un acceso directo a la web del servicio. Si bien el abanico de filtros y opciones es amplio, en mi opinión, Instant Retro no llega al nivel de calidad de Instagram o los recién desplegados filtros de Twitter pero, para editar una foto rápidamente sin recurrir al móvil, puede ser una opción a tener dentro de nuestros favoritos.