Desde del 24 de abril del año en curso, Google lanzó una nueva actualización del algoritmo que, en palabras simples, ayuda al buscador a establecer el ranking de los sitios web. El algoritmo, cuyo nombre clave es Penguin, llegó para cambiar la forma en que se hace SEO de manera, digamos, tradicional.

Con esta actualización, Google pretende acabar con las malas practicas y, sobre todo, con los tramposos que se valen de ciertos artilugios para posicionar sus sitios en lugares privilegiados de los resultados de búsqueda, sin preocuparse por ofrecer contenido relevante o de calidad. Casi 4 meses después, muchos de los responsables de mantener sitios web continúan haciendo el trabajo de SEO como si Google no hubiese cambiado, y muchos inocentes han visto caer dramáticamente el tráfico en sus sitios por simple desconocimiento.

Mejorar la búsqueda en Google Search con comandos

Para los que no están todavía muy claros, o apenas se inician en este mundo, SEO son las iniciales de Search Engine Optimization, lo que en nuestro idioma sería Optimización para Motores de Búsqueda. Y no es otra cosa que preparar los sitios web para ganar mayor visibilidad en los buscadores de manera natural. La diferencia entre un SEO bien hecho y uno mal hecho es la que establece, nada más y nada menos, que tu sitio sea conocido o que sea completamente inexistente.

¿Qué cambió con la llegada de Google Penguin?

Ahora que estamos un poco más claros, repasemos un poco las cosas que cambiaron con la llegada de Google Penguin.

La cantidad de enlaces externos que apuntan hacia tu sitio, es un factor crucial para determinar la posición que ocupará este en las páginas de resultados de Google, pero ahora no basta con tener muchos enlaces entrantes. El nuevo algoritmo analiza además el contexto en el que se encuentra cada enlace, es decir, Google evalúa que ese sitio donde aparece el enlace a tu web esté relacionado con tu temática. Por ejemplo, si tienes una página web en la que te dedicas a hacer reviews sobre juegos de vídeo, no tiene mucho sentido que aparezca un enlace en un blog que habla sobre promociones para ir de vacaciones a las islas griegas. De encontrarse esta situación, tu sitio será penalizado por Penguin. Esto también está estrechamente ligado a la relevancia de los enlaces, un factor muy importante a la hora de determinar la posición en los resultados.

En general las webs que caen en estás practicas son considerados por Google como sitios de baja calidad y son severamente castigados. Por otra parte, si un sitio contiene muchos enlaces hacia páginas con diferentes temas sin producir contenido relevante para los usuarios, serán sospechosos de vender enlaces y corren el riesgo de ser excluidos completamente de los resultados de búsqueda, pues esto va en contra de las políticas del buscador.

Los comentarios SPAM también son penalizados con el nuevo algoritmo. Es decir, si eres de los que acostumbra a dejar comentarios en distintos blogs y páginas web haciendo uso de palabras clave y con enlaces a tu sitio, corres el riesgo de que tu sitio sea azotado por el látigo de Penguin.

Otro factor que puede impactar negativamente el posicionamiento, es el uso de múltiples palabras clave para apuntar a una o varias páginas de tu sitio. Quizá la manera más clara de decirlo, es que no tiene sentido que muchas palabras clave sean utilizadas para referir a un mismo enlace, así como tampoco lo tiene que una sola palabra clave te lleve a muchos lugares distintos dentro de un mismo sitio web.

¿Qué hago si mi sitio fue penalizado injustamente?

La «agresividad» del nuevo algoritmo puede hacer que sitios que no han incurrido en malas practicas se vean afectados. Si sientes que el ranking de tu pagina web fue afectado injustamente y de manera negativa por Google Penguin, tienes algunas opciones para recuperar tu posición sin tener que empezar de nuevo.

  • A través del sitio de Herramientas para Webmasters de Google, los administradores de páginas web recibirán notificaciones alertando sobre la presencia de enlaces en sitios marcados como de baja calidad. al remover estos enlaces, Google levantará la sanción. En caso de que no esté en tu poder remover ese enlace, debes intentar contactar con el administrador del sitio en cuestión y solicitarle que lo remueva. En caso de no obtener respuesta, puedes escribir a Google explicando la situación para que reconsidere el caso.

  • Otra opción que ofrece Google, es enviarles una solicitud para someter tu sitio a una revisión. Pero deberías estar muy seguro de estar «libre de pecado» y de que la penalización ha sido injustificada.

  • También se está probando la integración de un botón, dentro del mismo sitio de Herramientas para Webmasters, junto a cada enlace sospechoso, con el que podríamos solicitar la eliminación del mismo.

Después de todo, Google no es tan malo.

¿Qué puedo hacer para evitar que mi sitio sea penalizado?

En términos generales, lo mejor que puedes hacer es apegarte a las Directrices para Webmasters, establecidas por el propio buscador y respetar las buenas practicas de calidad, contenido y diseño propuestas en ellas. Aunque todo esto pueda parecer un poco «tiránico» , es necesario que te sometas a las reglas si quieres que tu sitio figure.

Si lo vemos en forma de pequeñas capsulas, deberías procurar:

  • Generar contenido confiable. No solamente contenido en el que otras personas confíen, me refiero a que tu mismo confíes en la información que estás suministrando.

  • Producir contenido útil e informativo, que vaya mucho más allá de lo obvio.

  • Que el contenido que generas realmente proporcione información con mayor sustancia que la que pueden ofrecer otros enlaces en la página de resultados de Google.

  • Especializarte en un tema y ser una referencia sobre este. Google te percibirá como un autor con autoridad para opinar sobre la temática y obtendrás mejor calificación.

Si aún tienes dudas o sientes que necesitas mejor preparación, Google también a puesto a nuestra disposición la Webmasters Academy, un lugar donde, entre otras cosas, podrás aprender muchísimo sobre como producir sitios y contenido de calidad, así como optimizar los que ya administras.