Desde 2008 la empresa canadiense mantiene un pulso en los tribunales con MFormation, empresa que se dedica al soporte y administración remota de teléfonos. Ahora un juez de California condena a RIM a pagar 147 millones de dólares por la disputa de patentes.

RIM Annual Meeting

Especificando, a RIM se le condena a pagar $8 dólares estadounidenses por cada Blackberry vendida en Estados Unidos que se conecte a BIS (Blackberry Internet Services), unos 18.4 millones de dispositivos actualmente, lo que hace un total de 147.2 millones de dólares a pagar. La causa de la condena es -cómo no- una infracción de patentes pertenecientes a MFormation. Mientras el lado afectado recurrirá la sentencia, los beneficiados prevén una multiplicación del total cuando se tengan en cuenta las ventas fuera de USA.

Últimamente parece que RIM no despega, pero no nos olvidemos que aún queda un buen rayo de esperanza.

Vía: El País.