Cuando creíamos que el mercado de los micro ordenadores de presupuesto muy bajo no podía ponerse más interesante, VIA, fabricante prolífico de procesadores x86 y placas base Micro ATX y Mini ITX de bajo consumo acaba de dar un golpe sobre la mesa anunciando la competencia del más popular de estas «placas de desarrollo», Raspberry Pi. VIA APC es un interesante mini ordenador basado en Android de tan sólo 49 dólares de precio de venta, que lo coloca en una posición privilegiada para llegar a cualquier hogar.

El pequeño VIA APC es bastante más grande que su rival, con unas medidas de 17 x 8.5 centímetros, y utiliza el nuevo formato Neo-ITX, compatible según VIA con las pequeñas cajas Mini-ITX e incluso con los chasis Micro ATX convencionales, lo que permitiría montarlo en casi cualquier torre de ordenador del momento. Aunque su formato sea mayor que el de Pi, el consumo de esta curiosa placa con procesador y memoria embedidos es también significativamente bajo, con apenas 4 vatios de potencia necesaria para su modo de reposo, y no más de 13.5 vatios en plena carga, mucho menos que un ordenador tradicional basado en arquitectura x86.

El mini ordenador de VIA llegará de serie con sistema operativo Google Android 2.3 (Gingerbread) instalado, y se moverá con un discreto SoC WonderMedia WM8750 basado en ARM11 con un núcleo funcionando a 800Mhz, bastante por encima de la solucíon de la fundación Raspberry Pi. El pequeño chip todo en uno incluye también un procesador gráfico con spoorte para OpenGL-ES 2.0 capaz de mover gráficos 3D, con una resolución de salida en alta definición 720p — aunque en teoría el chip de Wonder Media es capaz de reproducir vídeo en 1080p con descodificación por hardware — Con un precio apenas 14 dólares superior al del modelo B de Raspberry Pi, APC cuenta con bastantes puertos de entrada y salida, con cuatro USB 2.0, ethernet, HDMI y VGA, además de jacks de entrada y salida de audio estéreo, lo que resulta extremadamente conveniente para la conectividad del dispositivo sin tener que recurrir a hubs de conexión. Así mismo se incluye una ranura para tarjetas MicroSD y 2GB de almacenamiento flash preinstalado en la placa, donde estará instalado el sistema operativo, junto a 512MB de memoria RAM DDR3, el doble de cantidad que la instalada en el equipo educacional de 35 dólares.

La más que interesante placa ARM de VIA se podrá comenzar a reservar en breve, y según la página oficial del producto las primeras unidades comenzarán a distribuirse a comienzos del mes de julio. Aunque la limitación de contar con un sistema operativo preinstalado resulta un pequeño incordio para los más atrevidos, especialmente tratándose de Android, odiado y querido a partes casi iguales, este sistema es un paso adelante muy interesante para los aficionados a los sistemas «abiertos» como este, o las placas de desarrollo como Beagle Board o el mismo Raspberry Pi, no obstante este parece estar enfocado más hacia el entretenimiento multimedia con un sistema como el de Google preinstalado, que ahorrará a los menos entendidos la molestia de buscar un software adecuado. Ya estoy diseñando mentalmente una carcasa elegante para colocarlo al lado de mi TV.