Los primeros pasos de Tizen OS como sistema operativo móvil estable se están comenzado a ver. El vídeo que se muestra a continuación fue grabado en la conferencia con motivo de la misma plataforma por lo tanto se mostraron dispositivos de varios fabricantes en los que se aprecia cómo corre la interfaz y algunas prestaciones en lo que claramente se ve que se trata prototipos bastante iniciales.

La versión que corre este prototipo, aparentemente de Samsung, es Tizen 1.0 «Larkspur» y si bien no cuenta con aplicaciones conocidas (aunque será compatible con las ya disponibles para Bada) se nota que corre bastante bien. Obviamente lo mejor del prototipo no es el diseño, es lo que ahora menos debe preocuparnos sino el hardware de referencia con el que terminales que lleven Tizen incorporarán. En este caso se trata de una pantalla de 4.3 pulgadas con resolución HD de 1024×720 píxeles, el procesador no se especificó pero está basado en ARM con dos núcelos y con una frecuencia de 1.2GHz.

La pregunta que podemos hacer ahora mismo es por qué prestaciones tan altas si se supone que Tizen sería un sistema operativo para terminales de gama media con la pura intención de sustituir a Bada OS. Quizás Samsung lo quiere ir perfilando como una plataforma con mayores capacidades, pero es algo que veremos dentro de unos años. De cualquier manera, la conferencia es una muestra de lo que se viene y en la plataforma que muchas empresa, como Intel principalmente, están apoyando.

Sobre la interfaz, como se venía esperando, la influencia de Android es notable. Sin embargo, Samsung espera «diferenciar» un poco la apariencia con toques de TouchWiz y así no parecer un verdadera copia de Android. No hay mayores detalles de cuándo comenzaremos a ver comercializados terminales con Tizen, pero que se esté mostrando al publico es un muy buen síntoma.

Fotos (CC): Tizentalk