Dos situaciones se toparon en mi vida recientemente, hechos que se alinearon y complementaron a la perfección. La semana pasada la comencé en cama, con fiebre y malestar general y, casualmente, coincidió con la búsqueda de un juego para iPad. Para ser más preciso, me preguntaba si existía algo así como una adaptación o una versión de Diablo para iOS. Para mi alegría, y para salvarme del tedio de estar en cama, encontré Dungeon Hunter 3, un desarrollo para los dispositivos móviles de Apple que le permitirá a los gamers revivir las épocas del hack and slash y del juego de rol de Blizzard.

Dungeon Hunter 3 fue creado por Gameloft, la famosa compañia desarrolladora mejor conocida por otros títulos como Order & Chaos Online y Modern Combat 3: Fallen Nation. Al ejecutarlo por primera vez el jugador deberá seleccionar el tipo de jugador o, mejor dicho, su clase: Guerrero, Astromago, Pícaro, o Chamán. Sobre estos, como habrán de imaginar, cada uno estará dotado de diferentes habilidades y armas, es decir que no será lo mismo elegir al Guerrero, caracterizado por su fuerza y su dominio de la espada, que a un Chamán con sus hechizos y poderes mágicos. Adicionalmente, cabe señalar que cada personaje ofrece dos armas, es decir una primaria y una secundaria, perfecto para darle variedad a la jugabilidad.

Por otro lado, el juego se estructura en diferentes escenarios, cada uno con sus objetivos y niveles de dificultad. Por ejemplo, cada mundo le exigirá al jugador derrotar a determinada cantidad de enemigos sólo con ataques especiales, o al jefe final del nivel con el arma secundaria. Al finalizar cada uno de aquellos, el juego estudiará factores como el tiempo, la velocidad de completado, el tipo de ataque utilizado, y la cantidad de objetivos cumplidos, y le dará una puntuación al desempeño del jugador, acompañado de monedas y puntos de experiencia.

¿De qué sirven las monedas y los puntos de experiencia en Dungeon Hunter 3? Las primeras permitirán realizar compras y mejoras en las armas, en la armadura, y en los accesorios del personaje, así como también adquirir pociones y diferentes elementos para hacer más fácil el enfrentamiento con los enemigos. Los puntos de experiencia, por otro lado, harán que el personaje vaya adquiriendo nivel y aumentando sus habilidades. Relacionado con las compras de armas y accesorios, también es necesario señalar que muchas de ellas se irán desbloqueando a medida que el personaje esté listo, es decir que a medida que vaya creciendo en experiencia. Finalmente, otro detalle importante de destacar es que esta tienda también ofrece compras in-app, es decir que los jugadores podrán utilizar dinero real para poder acceder más rápidamente a elementos de otro modo muy difíciles, preparándolo para las olas de batalla. Aquellos que no estén interesados en romper el «chanchito» no tiene de qué preocuparse: Dungeon Hunter 3 es gratuito y puede ser disfrutado perfectamente de este modo.

Como le comentaba al introducir el juego, este posee grandes semejanzas y trae un hermoso recuerdo nostálgico de títulos como Diablo y Diablo 2. Con la eterna postergación de la tercera entrega de esta saga, y dejando de lado discusiones sobre originalidad y creatividad, la propuesta de Gameloft es perfecta para calmar las ansias y para poder sumergirse en mundos místicos, fantásticos y medievales desde el iPhone, iPod touch y iPad. En otras palabras, les recomiendo descargar esta aplicación y darle un intento, tengo certezas de que les dará horas de adictiva diversión. Lo mejor de todo: a diferencia de lo que me sucedía en las maratones de Diablo y en la vorágine de los clicks, con Dungeon Hunter 3 no he roto ni destruiré ningún ratón.

Dungeon Hunter 3 puede ser descargado de manera gratuita de la App Store. Es compatible con iPhone (desde el 3GS en adelante), iPod touch (de tercera y cuarta generación) y iPad, y requiere iOS 4.0 o posterior.