El Museo del Eliseo, dedicado a la fotografía y ubicado en Lausane, en Suiza, canceló de forma inesperada el Premio Lacoste Elysée para reconocidos fotógrafos que se celebra anualmente.

El motivo es que la empresa patrocinadora, la multinacional Lacoste, no estaba de acuerdo con las imágenes presentadas por una de las finalistas, Larissa Sansour, por sus contenidos pro palestinos.

El trabajo de esta autora de 38 años que ha expuesto en la Tate Modern, está agrupado bajo el nombre “Nación Estado” y pretendía ser una metáfora de la admisión de Palestina en la UNESCO y la reciente solicitud para entrar en la ONU como miembro de pleno derecho.

El Museo, como protesta por la decisión del patrocinador de excluir a uno de sus finalistas decidió suspender el concurso. Lacoste, por su parte, ha emitido un comunicado en el que cancela su participación en éste y en futuros eventos del Premio Elysée. A pesar de su actitud, Lacoste asegura que el rechazo ha estado motivado porque el trabajo de Sansour no encajaba con el tema del concurso, y niega que la exclusión se deba a razones políticas. El tema de este año era “ La alegría de vivir” y podía ser interpretado por ocho autores a los que Lacoste ya había dado su aprobación. El premio habría sido concedido para finales de 2012.

El Museo, que ha jugado el papel de bueno en esta película, ha prometido a Larissa un hueco en su agenda para que pueda presentar su trabajo, aunque todavía no hay una fecha confirmada.

Noticias como ésta son una prueba más de la influencia que tienen los intereses económicos en las obras artísticas que llegan hasta nosotros. Me gustaría saber qué pensáis los lectores sobre este tipo de situaciones.

Fotogrfías: Electronic Intifada