Puede que no sea algo oficial, pero todos comprendemos en mayor o menor medida que el tiempo de los Netbook ha llegado a su fin. Intel también se ha dado cuenta y por eso ha comenzado a cambiar su estrategia a medida que estos mini portátiles desaparecen de escena. Los últimos detalles que han emergido destacan que su nueva plataforma de procesadores Atom, Centerton, se centrará en pequeños servidores domésticos o NAS, en lugar de estar enfocados hacia la producción de nuevos netbooks y nettops. Estos nuevos chips serían un “todo-en-uno” al estilo de los procesadores de serie Sandy Bridge o los chips basados en ARM que laten en dispositivos móviles actuales, estarían fabricados con un proceso de 32 nanómetros, y según anteriores indicios, tendrían una frecuencia de 1.6Ghz y soportarían software de 64-bits y módulos de memoria DDR3 de 8GB.

El punto clave de esta nueva serie de procesadores, explica DigiTimes, sería la eficiencia energética, incluso en comparación con las CPU Atom actuales que se mueven entre 5 y 8W de TDP. Las últimas informaciones apuntan hacia un lanzamiento de los nuevos Atom Centerton durante la primavera de 2012. Este cambio de enfoque estaría principalmente motivado por las bajas ventas de los últimos procesadores Cedar Trail N2600 y N2800, que acaban de llegar al mercado y que no han suscitado el interés de los fabricantes ni de los consumidores en el campo de los ordenadores personales. Este informe todavía ha de ser confirmado o desmentido cuando Intel publique sus últimos resultados financieros durante el próximo mes, pero todo parece sugerir que los beneficios obtenidos de la línea Atom de procesadores ha ido en decadencia en este año que ya expira.

En estos momentos, en los que las omnipresentes tablets dominan un mercado de dispositivos compactos por encima de los netbooks, un replanteamiento de estrategia de esta índole parece bastante acertado, especialmente si tenemos en cuenta el pequeño auge que experimentan las unidades NAS entre consumidores cada vez más interesados en la movilidad y el almacenamiento en línea y pequeñas empresas que precisan una pequeña “nube” entre sus paredes. Seguro que la nueva división para dispositivos móviles que Intel inauguraba este mismo mes también tendrá una buena perspectiva sobre el futuro de los procesadores de menor consumo de la compañía, que se complementarán también con las unidades Silvermont fabricadas a 22 nanómetros, que llegarán en 2013, y los Airmont de 14nm que debutarán en 2014, y qué posiblemente marcarán la pauta para los futuros dispositivos de fabricación propia y los smartphones y tablets basados en arquitectura x86.