Exactamente es un 49%,58%, esa es la cifra, casi diríamos que histórica, de acuerdo a los resultados obtenidos a través de NetMarketShare. El navegador de Microsoft ve así como no llega por primera vez al 50% de la cuota de mercado de los navegadores en el tráfico en web.

La siguiente gráfica nos da una muestra de esta caída libre de este histórico en la red que en noviembre del año 2009, hace dos años, veía como su cuota de mercado era del 64,6%:

Como todos los informes sobre cifras de aumento y descenso, el lado inverso lo encontramos en los navegadores Firefox y Google Chrome, quienes han aumentado un 21,20% y un 16,59% respectivamente. Apple y su navegador Safari se quedan como la única compañía con un 8,54% del total de uso del navegador.

Las razones de este descenso claramente habría que buscarlas en el buen hacer del resto de navegadores en estos últimos años. Además, tanto Chrome como Firefox contienen un gran número de aplicaciones, cosa que no ocurre en Internet Explorer. Si a estos datos le sumamos la explosión del uso de Internet a través de los smartphones, probablemente encontremos parte de la razón de estas cifras.

De entre Firefox y Chrome, si bien el navegador de Mozilla obtiene el segundo puesto por encima del de Google, su ascenso nos indica que será en los próximos años uno de los navegadores referentes. Del resto de navegadores cabe destacar a Opera con un 2,55% de cuota y al navegador de Android, con un 0,76%.

En cualquier caso Internet Explorer sigue siendo el navegador más utilizado por casi la mitad de los usuarios, eso sí, con una línea claramente descendente.