Los dispositivos iOS han llegado al mundo para quedarse. Como mencionaba recientemente en la noticia del lanzamiento de Formspring para iPhone, es casi un requerimiento obligatorio contar con una aplicación móvil o con una web app compatible con aquellos. La siguiente noticia parece fundamentar aún más la importancia y el protagonismo que han ganado los gadgets de Apple: Epson ha anunciado el lanzamiento de una nueva serie de proyectores que se integran con el iPhone, iPod Touch, e iPad.

Esta nueva línea de proyectores, oficialmente conocidos como MegaPlex, cuentan con un valor agregado ideal para aquellas personas que han encontrado en el iPad un fiel compañero laboral, que quieren llevar adelante presentaciones con pocos cables y con poco peso, o por qué no, para aquellos que tienen una gran colección de películas en sus dispositivos y quieren construir un cine casero. En otras palabras, los nuevos proyectores Epson MegaPlex disponen de un dock con un conector de 30-pines, perfecto para colocar el iPhone, iPod Touch, e iPad. Ahora bien, cabe señalar que además de esta particularidad, los MegaPlex también poseen otras características más comunes o estándares. De este modo, gracias a sus puertos HDMI, USB, y VGA, cualquier otro dispositivo móvil, tableta, notebook, o equipo de escritorio puede ser utilizado.

Por el momento, esta línea presenta dos modelos, el MegaPlex MG-850HD y el MegaPlex MG-50. Como probablemente ya habrán descifrado, el primero ofrece proyección en alta definición (720p) a 2.8000 lúmenes, mientras que el segundo presenta 540p a 2.200 lúmenes. En adición, estos dos proyectores con la tecnología 3LCD cuentan con dos parlantes estéreo de 10W y micrófono.

Tengo sentimientos encontrados con este producto. Poder conectar el iPhone, iPod Touch, o iPad en un proyector, casi como si se tratase de un centro de comandos o de una torre de control, me parece una idea curiosa y en alguna medida práctica. Sin embargo, la gran limitación es que uno debe estar siempre detrás del dispositivo. En otras palabras, no lo veo útil para una presentación en público donde uno tiene que estar frente a las personas (a menos que se cuente con más de un dispositivo iOS, donde uno actuaría como control remoto y otro como «notebook»). Por otro lado, sí me parece aplicable a una situación de reunión laboral, o tal vez a un encuentro académico: poder mostrar en vivo documentos o la navegación a través de diferentes sitios web puede resultar muy útil y productivo, especialmente si se quieren dejar de lado el peso y las molestias de los equipos de escritorio y de las notebooks, y los cables que se hacen nudos. Para resumir, los MegaPlex son algo así como un eslabón intermedio entre conectar un dispositivo iOS con un cable y la transmisión WiFi.

Los proyectores Epson MegaPlex serán puestos a la venta próximamente antes del mes de octubre. Sus precios anunciados en los Estados Unidos son de $799 dólares para el modelo MG-850HD, y $699 dólares para el modelo MG-50.