Aimp es uno de los reproductores de audio más populares para Windows. Su conjunto de características y funcionalidades, unidos al poco uso de memoria y a la gran eficiencia en la reproducción de todo tipo de archivos de audio han ido haciendo que año tras año éste haya ido subiendo escalones y se haya puesto a la altura o incluso haya superado a sus mayores rivales. Y es que ya han pasado 4 años desde que fuera lanzada la primera versión de este player ruso.

Actualmente a punto de ver su tercera versión mayor, ésta aún se encuentra en beta, aunque con actualizaciones como la del pasado día 8 algunos nos preguntamos cuanto queda para que se haga oficial y se decida dar el salto a versión estable, ya que supera por goleada a la mayoría de sus competidores.

La build 916 aporta todas las características de la que es ya la cuarta beta y añade algunas mejoras, corrigiendo algunos de los bugs de versiones previas. Si bien puedo decir que siento que la versión 2 era algo más ligera, según se han ido compilando nuevas versiones esta 3.00.916 ha llegado a un punto en el que podemos disfrutar de todas las mejoras, incluido el nuevo motor de sonido, sin tener que renunciar a la rapidez y bajo consumo de recursos que han hecho a AIMP tan popular.

Si tenéis curiosidad por esta nueva versión, deberíais visitar la página oficial, donde además se pueden descargar lanzamientos anteriores. Y si ni siquiera lo habéis probado, deberíais, ya que AIMP es uno de nuestros programas imprescindibles tras la instalación de Windows.