A principios de marzo se confirmó que tendríamos una versión del Samsun Galaxy S II con procesador Tegra de nVidia en lugar del Exynos que habían elegido usar, esa noticia parecía diluirse hasta ahora, cuando se ha confirmado la existencia de esta versión que tendría incluso más cambios además del tipo de procesador.

Samsung Galaxy Z

Muchos lo han llamado la versión reducida del Galaxy S II,ya que resulta muy parecido técnicamente, pero más económico gracias un procesador con un poco menos de velocidad y otras especificaciones que lo colocan un escalón abajo, pero por encima del Galaxy Ace. En si sería un Galaxy S vitaminado y con un mejor diseño.

Su pantalla es una Super LCD de 4,2 pulgadas en lugar de la AMOLED de 4,2 pulgadas del S II, sin embargo cuentan con la misma resolución de 800 x 480 píxeles. Su procesador un nVidia Tegra 2 utiliza una CPU ARM Cortex de doble núcleo a 1GHz en lugar del Exynos de doble núcleo a 1.2 GHz.

El diseño de este nuevo equipo me ha gustado más, con esa parte posterior tan diferente con acabado metálico, su peso es de 135 gramos y es 1 milímetro más grueso el S II, siendo idéntico en el resto de sus mediadas. Cuenta con 8GB de memoria interna, ampliables gracias a una tarjeta MicroSD.

Por el momento estará disponible únicamente en Suecia con la operadora Three, anunciando que lo tendrá con un precio de 3995 coronas lo que vendrían siendo 436 Euros sin contrato, dejándolo como un terminal más accesible y con grandes prestaciones, siendo el remplazo natural del Galaxy S.

No sabemos a que mercados del mundo llegará pero seguramente sería un éxito viendo como otros equipos de Samsung han comenzado a triunfar en la gama media-baja, dejando un hueco intermedio entre el Galaxy SII y el Ace, que ahora vendría a ser cubierto por este Galaxy Z.

Vía: Gizmología