Quien te dijese que las cámaras micro cuatro tercios, o cámaras Evil (cámaras de lente intercambiable sin espejo) no tenían futuro, se puede tragar sus palabras, porque estamos viviendo ahora mismo una autentica acalancha de cámaras de este tipo. Mira los últimos lanzamientos como la NEX-C3, Lumix GF3 o esta misma nueva Pentax Q que llega con un formato ya conocido, pero con unos cambios que la mejoran.

Pentax Q es una cámara sin espejo y con lente intercambiable, en concreto usa una nueva gama de lentes, pero lo verdaderamente importante es su pequeño tamaño, realmente compacta y que integra un nuevo sensor CMOS retroiluminado, lo que permite que siendo un sensor más pequeño que el de una DSLR, permite capturar mucha más luz y que las fotos sean mejores reduciendo el grano y el ruido de las imágenes.

El valor ISO de la cámara es de 125-6400, capaz de aumentar hasta el ISO 64000 pero recortando de megapíxeles. Por supuesto no podía faltar en una cámara como esta el poder disparar en formato RAW o RAW+JPEG, para que así tengas una versión fuente donde poder editar la imagen. Incluye la posibilidad de poder hacer fotos en HDR, función que hace una foto sobre expuesta, otra sub expuesta y combinarlas para crear una imagen donde el espacio más oscuro no lo sea tanto, y los espacios más blancos sean más definidos.

El vídeo en este tipo de cámaras es bastante importante, bueno, lo cierto es que el vídeo en todas las cámaras se ha vuelto una de las características más importantes. En este caso con la Pentax Q se incluye la posibilidad de grabar vídeo en resolución 1080p y 720p (MPEG-4 AVC H.264). No tendrás dificultades en poder grabar tus películas personas con la variedad de lentes que Pentax ofrece.

Incluye una pantalla de 3 pulgadas, un flash que sale de la parte izquierda con un sistema bastante similar a las Lumix, compatibilidad con tarjetas SD/SDHC y las nuevas SDXC.

Para los fans de Pentax y de esta cámara, avisar que sale inicialmente en Japón, llegará a otros países alrededor de septiembre, con un precio orientativo de $800 con un kit de lente estándar. Si quieres comprar el visor óptico opcional, tendrás que gastarte otros $250.