En el mes de febrero, Microsoft decidió poner punto y final a la función de AutoRun, después de diez años, para así minimizar las infecciones de malware en los sistemas basados en Windows. La función de AutoRun combinada con el uso cotidiano de memorias USB habían convertido a los sistemas anteriores a Windows 7 en un posible coladero (si el antivirus no lo detectaba). Pasados unos meses, según nos cuenta Cnet, Microsoft ha publicado los datos relativos a las infecciones que sufren sus sistemas operativos y, como era de esperar, han bajado drásticamente.

BID573-autorunupdate-chart3

En términos generales, el número de infecciones sufridas ha bajado bastante desde que Microsoft lanzó, mediante actualización en el mes de febrero, la desactivación de esta función en Windows XP, Windows Vista y Windows Server 2003, concretamente, un 68%. De hecho, Microsoft considera estos datos como una gran victoria y una mejora de la seguridad de sus sistemas que beneficia a sus usuarios. Habitualmente, el AutoRun cobijaba a a gusanos como el Conficker, Rimecud o el Taterf, que se multiplicaban a sus anchas viajando en las memorias usb de los usuarios y cuyas infecciones están bajando.

Y están bajando pero no desapareciendo por la sencilla razón de que no todo el mundo mantiene sus sistemas actualizados y que, además, el AutoRun no era la única fuente de infección, si bien era una de las más habituales. Concretamente, centrándonos en datos del pasado mes de mayo, las infecciones bajaron un 59% en Windows XP y un 74% en Windows Vista comparadas con los datos del año 2010. De hecho, afinando un poco más y mirando en las versiones de Windows que están actualizadas con los últimos service packs (Windows XP SP3 y Windows Vista SP2), la bajada de infecciones es muchísimo mayor. En el caso de Windows 7, la tasa de infecciones se mantiene, básicamente porque venía con el AutoRun desactivado, y en Windows XP SP2, al no tener soporte, tampoco ha visto bajada alguna porque no se le aplicó el parche que eliminaba el AutoRun.

BID573-autorunupdate-chart2

Bueno, parece que la eliminación del AutoRun tuvo el efecto esperado e hizo decrecer las infecciones de los sistemas Windows, si bien, no es la única amenaza que se cierne sobre ellos y, por tanto, seguirá siendo necesario el uso de un buen antivirus, actualizar el sistema operativo y, sobre todo, el sentido común del usuario.