Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte la mejor experiencia y mostrar publicidad relacionada con tus preferencias de navegación.
Si sigues navegando consideramos que aceptas nuestra política de cookies.

Consejos básicos: los balances de blanco predeterminados

Por el 26 de Marzo de 2011, 18:22
Consejos básicos: los balances de blanco predeterminados

Siguiendo con nuestra linea de consejos básicos, ya te explicamos la técnica para lograr el efecto bokeh, el efecto barrido y como exponer correctamente en condiciones de poca luz, todo con tu cámara compacta. El hecho de no poseer una cámara reflex no implica que estés imposibilitado de tomar buenas fotografías; con un poco de conocimiento y paciencia obtendrás buenos resultados sin la ayuda de todas las ventajas que trae una cámara profesional.

En el consejo de este día sábado tratare de ahondar un poco en la cuestión del balance de blanco. El articulo enlazado lo explica bastante bien pero haré una breve reseña para que entiendas rápidamente: a lo largo del día, la temperatura de color de la luz que recibimos del sol va variando. Esta temperatura esta relacionada con que tan cálidos o fríos percibimos subjetivamente los colores. Por la mañana podemos notar que las luces son mas azuladas, mas frías, y por la tarde, mas anaranjadas, mas cálidas.

La cámara, al carecer de subjetividad, desconoce en que tipo de momento del día o luz estamos recibiendo y por lo tanto necesita de alguna manera saber como interpretar los colores que capta. El balance de blanco lo que hace es “decirle” a la cámara que tal color es el blanco y en base a este se deben calcular el resto de los colores. Si quieres tomar una fotografía a la mañana, pero no quieres tonos azules, con solo indicarle a la cámara que tal blanco azulado es el blanco puro, la cámara tomara ese dato y calculara el resto de los colores, eliminando la azulidad de la imagen. En si el proceso técnico es algo mas complejo, pero en síntesis se trata de eso.

Las cámaras compactas tienen la desventaja de que el balance de blanco es calculado automáticamente y solo permiten elegir algunas configuraciones predeterminadas. Incluso cámaras reflex como la 550D no poseen un selector de grados kelvin (la unidad de medida del balance de blanco), pero corren con la ventaja de que disparan en RAW y con este formato el balance de blanco se puede corregir durante el procesado. De todas maneras, puedes tomar cierta ventaja de estas configuraciones previas y aprovecharlas para darle un tinte especial a cada imagen. Deberás consultar el manual de tu cámara para encontrar el lugar donde se modifican estos valores. Una vez descubierto, puedes seleccionar previamente una configuración, dependiendo del efecto que quieras crear. A continuación reseñare algunos ejemplos, a modo de comparación para que veas los resultados que puedes obtener. Es importante aclarar que las siguientes imágenes fueron tomadas con una reflex por cuestiones de simplicidad, pero nada te imposibilitara de realizar las mismas imágenes con tu compacta si utilizas la misma temperatura de color.

Nublado (Cloudy) / Sombra (Shade)

Estas dos posiciones son muy similares. Nublado se ubica generalmente en los 6500º kelvin y sombra en los 7500º. Como resultado obtendrás una imagen muy cálida y probablemente será una de tus posiciones favoritas. En mi caso es muy normal que utilice balances de blanco cálidos con mayor frecuencia que los fríos. Funciona muy bien en retratos y fotografía en general. Crea una sensación de calidez y calma en toda la foto, ademas de ser muy agradable a la vista. En esta comparación veras el balance de blanco automático a la izquierda, calculado por la cámara y a la derecha la versión configurada en Sombra:

¿Importante cambio, no? Si bien ambas fotos son aceptables, la imagen de la derecha es mas agradable a la vista, llama mas la atención y da esa sensación de calidez que tanto gusta.

Fluorescent (Fluorescente) / Tungsten (Tungsteno)

Estas dos configuraciones se basan en valores kelvin muy bajos dando fotos frías. Fluorescente se ubica en los 3800º kelvin y Tungsteno en los 2850º. Esta ultima opción suele ser bastante extrema (salvo que, claro, estés bajo una lampara compuesta por ese elemento) por lo que tal vez solo quieras usarla con factores artísticos. Estas opciones funcionan muy bien al retratar edificios y construcciones cuando hay una buena porción de cielo visible en la imagen:

En modo automático, la cámara calculo incorrectamente y le dio un tinte violáceo a la imagen. Al configurarlo en fluorescente, el edificio se mezcla mejor con el cielo, creando una mejor imagen.

Recuerda que dependiendo de la luz que encuentres en ese momento, estos ejemplos variarían considerablemente. Si estas en un interior con luces fluorescentes y utilizas la configuración Sombra, obtendrás una imagen muchísimo mas anaranjada que, por ejemplo, en un exterior al mediodía, con cielo despejado. Intenta combinar estos factores y obtendrás imágenes artísticas de lo mas interesantes. Incluso a veces un balance de blanco muy errado suele dar lugar a una imagen muy creativa.

Fotos: Andres Rey

Recomendados