¡Oh la ironía! Pobres netbooks, ¿recordáis la histeria colectiva hace un par de años por comprar uno? Nos parecía increíble, portátiles de 10 pulgadas por un precio tan bajo, generalmente entre los 250 y los 350 euros/dólares, que parecía increíble que viviésemos sin ellos. Es curioso como en menos de un año su popularidad bajó tanto que se vio afectada en sus ventas. Todas las empresas que apostaron por este formato se vieron como un nuevo amigo les empezó a quitar el terreno, el iPad llegó y literalmente mató la necesidad de portátiles pequeños, de 10 pulgadas con poca batería y generalmente lentos.

Claro que los netbooks han evolucionado, gracias a que Intel logró sacar nuevas generaciones de su procesador Intel Atom con una mejorada velocidad de proceso y una gráfica integrada con más capacidad para reproducir vídeo en 720p y gráficos 3D más evolucionados. Pero el problema fue que repercutió en el precio final, subiendo los netbooks a precios de entre 300 y 500 euros dependiendo de la marca, modelo y características. ¿Para que quiero tener un portátil que solo me sirve para navegar por internet a un precio que por un poco más ya puedo tener un portátil de mejores características «más tradicional»?

iPad se comió las ventas de estos netbooks, la llega de las primeras generaciones de tablets con Android tampoco ayudan mucho a la recuperación de estos netbooks, que evidentemente se siguen vendiendo, pero no mucho menos al nivel que se hacía hace año y medio o dos años. ¿El problema? La gente busca algo sencillo para conectarse a internet y las tablets ofrecen algo que pese a ser un poco más caro, tiene mucha mejor pinta. Una gran pantalla táctil, una promesa de miles y miles de aplicaciones que descargar, juegos, navegación por internet como si fuese el navegador de tu ordenador…

Asus quiere remontar las ventas de netbooks

Ahora Asus quiere revivir las ventas de los netbooks y se ha buscado dos aliados, Intel y Google. En concreto por lo que se está comentando están planeando netbooks de bajo coste, tan bajo coste que es como si los vieses en una tienda y te los regalaran, o por lo menos ese es el efecto que quieren crear, porque el precio que barajan de salida está entre $200 y $250 (entre los 143 y 179 euros).

Por un lado la fabricación de los portátiles por parte de Asus, por otra el uso de los procesadores Intel Atom que sean relativamente potentes y económicos, pero donde está el verdadero ahorro es en la selección del sistema operativo, que pasaría por ser Google Chrome OS

No solo Asus está interesada

No es que Asus sea la única en querer vender netbooks, el problema está en que ellos y otras empresas están interesadas en sacarse todo el stock de ordenadores que tienen guardado, también quieren sacar algo de provecho al desarrollo e investigación para crear esta gama de portátiles.

Otras marcas como Acer también está interesadas en seguir vendiendo netbooks, porque es curioso, tanto Asus como Acer no han parado de lanzar versiones de sus netbooks, a un ritmo mucho más lento, claro, pero no han parado. Los planes de Acer son conocidos, se lleva rumoreando bastante tiempo que quieren lanzar un netbook con Chrome OS. Pero parece que la elección del sistema operativo lo es todo, por el precio de las licencias de Windows 7, ahora que ya no se pueden comprar licencias de Windows XP.

Chrome OS como apuestas general

Si todas estas empresas interesadas en revivir a los netbooks tienen algo en común es que todas quieren a Google como socia. ¿Quién no la querría como socia después de ver lo que han logrado con Android? Google es un caballo ganador en casi todo lo que hace (ojo, en casi todo, recuerda Google Wave).

Pero con Google y Chrome OS hay un problema, la incertidumbre de cuando se verá una versión estable lista para descargar o como mínimo, lista para que los fabricantes las usen. Incluso se habla del uso de Android Honeycomb, pero sería un terrible error por parte de Google y cualquier fabricante, Android no es un sistema operativo para usar en un portátil.

Si de verdad el problema es el precio de la licencia de Windows 7, ¿por qué no usan otras alternativas como Linux? El problema con Linux es que ya se ha comprobado su poca eficacia para vender a las masas. Sí, con Linux tienes un sistema operativo listo para usar para absolutamente todo lo que quieras, tienes toneladas de software y actualizaciones que añaden estabilidad a las aplicaciones y al sistema, pero aun así el público no reacciona bien cuando le hablan de Linux en un ordenador.

Es una realidad que a no ser que uses Windows en estas maquinas poca cosa puedes hacer para venderlas, pero luego tienes la marca «Google», una marca que todo el mundo conoce en mayor o menor medida, que es sinónimo de sencillez y eficacia. De nuevo, tan solo ver a Android y como se ha posicionado tan rápido en el mercado de los smartphones. Chrome OS tiene una posibilidad solo porque es de Google, pero a no ser que venga acompañado de portátiles tan baratos como los que quiere hacer Asus, poco se podrá hacer.

Vía: Electronista