Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte la mejor experiencia y mostrar publicidad relacionada con tus preferencias de navegación.
Si sigues navegando consideramos que aceptas nuestra política de cookies.

7 consejos para la fotografía de conciertos

Por el 8 de Marzo de 2011, 10:00
7 consejos para la fotografía de conciertos

La situación es de lo mas emocionante: vas a ver a tu banda favorita y no hay razón para no documentarlo. No hay nada mas que resulte mas atractivo que dedicarse a registrar un evento y capturar emociones reales de personas bailando al ritmo de la música. Pero, si alguna vez lo hiciste, habrás notado que no se trata de una sesión fotográfica mas, sino que tiene sus propias complicaciones. Para empezar la luz, por lo general, sera de lo mas angustiante y escasa sin importar donde te ubiques. Si no tienes una cámara con controles manuales, la tarea sera imposible. He aquí una serie de consejos para que la próxima vez que toque tu banda preferida, las fotos resultantes no sean una masa irreconocible de colores.

Elige que lente llevar acorde al tipo de acceso que tengas al evento

No necesitaras las mismas lentes si tienes autorización para subir al escenario a las que probablemente uses si solo puedes acceder al campo o publico general. Si tienes la suerte de poder estar sobre las tarimas, lleva tus lentes de focal mas corta. Un zoom standard de 18-55mm sera mas que suficiente. Podrás tomar buenas imágenes generales mostrando a un cantante y algo de publico en su sección de focal mas corta, y por el otro lado podrás mostrar el detalle de los dedos del guitarrista en su focal mas larga. Asegúrate de llevar un gran angular: las tomas de la banda de espaldas con todo el publico mirándolos siempre es un buen cliché a explotar. Por el contrario, si solo tienes una entrada general, lleva tus zooms y super-zooms. En el rango de los 70-300mm sera suficiente, dependiendo de la distancia a la que te encuentres, para obtener buenas imágenes. Estarás utilizando la mayor parte del tiempo su focal mas larga, por lo que es algo mas que obligatorio tener una lente con estabilizador. De lo contrario, necesitaras un pulso excelente y alejarte de la multitud para evitar que te hagan perder la estabilidad.

Olvídate del flash

Ya sea externo o interno, olvídate de el. El flash elimina todo el ambiente de noche. Rellenar tu composición con luz ajena a la del evento es algo que probablemente no desees. Aprovecha la iluminación disponible del lugar, que por lo general tienen algún tinte de color y tendrás algo mas interesante que mostrar. Obviamente esto no aplica si te encuentras cerca de la banda, como mucho a unos 5 metros. Si estas a mas de 20, tu flash sera directamente inútil a menos que lo utilices con el publico cercano.

Las fotos de personas fingiendo que la están pasando bien aburren

Es un clásico de todo concierto. Las personas ven al fotógrafo y si este los apunta con su cámara, todos asumirán una posición de alegría y alzaran las manos. No es una mala imagen, pero ciertamente ya la hemos visto millones de veces. Si puedes acceder al escenario, ponte a un costado de este y empieza a buscar entre las personas. Busca aquellas que estén concentradas bailando, que estén en su mundo y evita que te vean. Obtendrás una fotografía mas natural, cargada de emociones y realismo. En caso de que solo puedas acceder a las zonas del publico general, intenta buscar una superficie elevada. Si es un lugar con gradas te resultará mas fácil.

Asegura bien tu cámara

Recuerda, estarás en un ambiente de lo mas atiborrado: asegúrate de que tu cámara esté bien firme en tu mano. Puedes utilizar la correa tu cámara para atarla a tu antebrazo. Evita los movimientos bruscos y las multitudes enardecidas. Ante cualquier duda o situación extraña, hazte un lado y pon tu cámara en algún lugar seguro.

Mide la exposición solo una vez

La mayoría de los conciertos tienen un juego de luces fijos, que generalmente se mantienen encendidos toda la noche, exceptuando momentos en que acompañan la música con su intensidad lumínica. Estas luces por lo general iluminan a la banda y partes del escenario. El resto de las luces serán intermitentes o tendrán un movimiento. Mide solo una vez, tomando en cuenta estas luces fijas y luego deja esa configuración por el resto de la noche (o hasta que la configuración de luces varíe considerablemente). Por experiencia propia, siempre termino disparando en 1/30 a f/3.5. Suele ser una buena configuración para exponer correctamente la banda y obtener un poco de contexto con un publico a oscuras, pero visible. El resto de las luces difícilmente te arroje una fotografía sobreexpuesta.

Aprovecha las luces estroboscopicas como flashes gigantes

¿Has visto esos grandes reflectores que emiten luz por breves periodos de tiempo? Utilízalos como flashes externos. Son excelentes para capturar emociones y reacciones de la gente, ya que congelaran la imagen aun cuando tengas una velocidad de obturación lenta. Trata de descubrir con que frecuencia disparan y ajusta tu cámara acorde a este dato. La idea es hacer entrar un flash dentro de la exposición de la cámara. Por ejemplo, si con una velocidad de 1/30, fotografiando un sujeto que esta frente a alguno de estos flashes ves que aparecen dos imágenes de este, quiere decir que dentro de los 0,03 segundos que la cámara esta obteniendo la luz, el reflector disparó dos veces. Eleva la velocidad al doble y obtendrás una imagen congelada, seguramente llena de emociones.

No confíes en el exposímetro

Es algo mas complejo, pero el exposímetro de tu cámara siempre intentara hacer que la luz resultante en la fotografía sea similar a la que tendrías en un día soleado. En un concierto, la luz sera bastante tenue y tu cámara siempre intentara obtener la mayor cantidad de luz para lograr una imagen brillosa. Olvídate de este, no lo necesitaras la mayor parte del tiempo. Salvo en situaciones muy particulares (como cuando tienes una luz muy fuerte sobre uno de los artistas) no sera necesario chequear que es lo que indica. Usualmente te encontraras disparando 3 a 4 stops mas abajo de lo que sugiere este.

Por ultimo, no te olvides de disfrutar, que para eso pagaste tu entrada. Disfruta de la música y acompáñalo con unas buenas imágenes para mostrar al día siguiente.

Fotos: Andres Rey

Recomendados