Usualmente el primer salto hacia una fotografía menos aficionada y mas semi-profesional se da al dejar una compacta y cambiar por una reflex. Por lo general, este primer gran salto lleva a adquirir una DSLR de tipo APS-C con su correspondiente lente kit, que siempre se trata de un 18-55mm, al menos en las principales marcas como Canon o Nikon. Esta lente puede darnos una excelente performance por un buen tiempo, pero seguramente aquellos que ya tienen cámaras de este tipo por un año o dos sentirán que ya no es suficiente.

El problema que planteo hoy es el de hacia donde mirar una vez agotadas todas las posibilidades del lente kit. ¿Cual es la mejor segunda lente a comprar? Intentaré iluminar un poco el camino de aquellos que son nuevos en esta pasion, y repasaré algunas de las mejores opciones para empezar a explorar la fotografía en profundidad. Es importante aclarar que estas no son reglas a seguir a rajatabla, sino una simple orientación. Cada decisión de comprar va a variar de acuerdo al gusto y estilo de cada fotógrafo.

50mm f/1.8

No me cansaré nunca de decirlo, pero un 50mm es probablemente la única lente que necesitaras. Esto probablemente aplique si posees una cámara full-frame, pero aun asi, si tienes una APS-C, esta lente sera una excelente inversión. Tanto Canon como Nikon, el 50mm f/1.8 es la lente mas barata que tienen en venta. Dependiendo el país, el precio oscila entre los 100 y 120 dolares, por lo que es una excelente opción si manejas un presupuesto limitado. Este lente te permitirá lograr imágenes que un lente kit no podrás realizar. El hecho de tener una apertura de 1.8 te permitirá trabajar con una profundidad de campo muy pequeña y podrás explorar la fotografía de retratos de otra manera.

Definitivamente una excelente opción. Si tienes algo mas de capital, puedes invertir en un 50mm f/1.4 o mejor aun, un 35mm f/2 si tu cámara es APS-C. Son algo mas caros, pero valen cada centavo invertido.

70-300mm f/4-5.6

¿Por que no comprar un 18-200mm? se preguntaran. La lógica indica que es mejor tener cubierto cada milímetro de longitud focal cubierto para tener una versatilidad única. Ya sea que se realice una fotografía de paisaje, a 18mm, o un macro muy cercano, a 200mm, con un 18-200mm no necesitaremos otra cosa. El problema con este tipo de lentes es que al ser tan amplias, no tienen un buen desempeño en ningún área. No me malinterpreten, un 18-200mm es un excelente lente, pero no se compara con una lente que fue diseñada específicamente como teleobjetivo. Estas lentes de gran cobertura suelen tener problemas de aberración cromática y distorsión de barril. Un 70-300mm esta exento de estos problemas y nos dará la posibilidad de tomar buenas fotografías a objetos a distancia. Este lente se vuelve extremadamente útil para la fotografía salvaje, ya sea en un zoológico o en algún descampado. En ciudad también es muy útil para realizar retratos a lo lejos y pasar desapercibidos.

De tener el kit 18-55mm y ademas un 70-300mm obtendremos versatilidad y buena calidad de imagen en cualquier longitud, con el pequeño inconveniente de tener que cambiar lentes dependiendo de la ocasión. Su precio es cercano a los 600 dolares.

10-22mm f/3.5-4.5

Este tipo de lente es recomendable si notas que realizas mas fotografía de paisajes. Durante el primer año seguramente encontraras cual es tu estilo y si lo tuyo es el descampado o las fotografías en lo alto de un edificio, definitivamente este gran angular es para ti. Posee un pequeño zoom que te permitirá acentuar o disminuir el efecto clásico de estas lentes, por lo que tendrás mas control que con una focal fija.

Su precio oscila entre los 700 y 800 dolares. Definitivamente una buena opción para darle mas versatilidad a tu lente kit.

Foto: Mutasim Billah