GoodReader

No es la primera vez que lo decimos: GoodReader debería estar en todo iPhone y iPad. Es un visor de documentos con capacidades de edición que multiplica la utilidad de nuestro dispositivo iOS, sobre todo si echamos en falta el acceso que el sistema operativo permite al sistema de archivos que por defecto queda abstraído frente al usuario. Gracias a su última actualización se convierte además en un perfecto gestor de nuestros documentos en la nube al incluir soporte para sincronización con iDisk, Dropbox, SugarSync o cualquier servidor WebDAV o FTP.

Hasta su anterior versión esta aplicación permitía la conexión con servidores para descargar y subir archivos manualmente. Ahora con la versión 3.3 podremos seleccionar carpetas o archivos individuales para su sincronización de forma que siempre tengamos la última versión a mano. Antes si habíamos actualizado un archivo residente, por ejemplo, en Dropbox, GoodReader nos obligaba a volver a descargarlo manualmente tras haber borrado el que tuviéramos en local. Ahora con sólo pulsar un botón tendremos toda la información sincronizada, aunque también nos permite hacerlo sobre archivos o carpetas sueltas, por supuesto con la opción de solucionar posibles conflictos de sincronización.

Ésta es una aplicación más compleja y completa que la mayoría de las que nos encontramos en iPhone y iPad porque está pensada para usuarios que echan en falta el poder organizar sus archivos por carpetas y superar algunas limitaciones que tiene iOS para tareas de productividad. Descargar un archivo de internet para guardarlo en el dispositivo hasta hace poco sólo era posible gracias a GoodReader y aplicaciones similares. Y aunque ahora en iOS tenemos la opción de abrir por ejemplo un PDF descargado desde Safari en iBooks -o cualquier otra app que se identifique como capaz para ello-, GoodReader sigue ganando en compatibilidad con más tipos de archivos (Office, iWork, audio, vídeo…) y también permite más opciones de descarga, como poder acceder a nuestros archivos adjuntos en Gmail o guardados en Google Docs.

Esta auténtica navaja suiza además puede anotar y marcar PDFs, editar archivos de texto, transferir archivos con el ordenador a través de Wi-Fi… como ya dijimos en su día, los 2,39€ que cuesta son de los más rentables que podemos encontrar en la App Store, incluso teniendo en cuenta que no es una aplicación universal. Personalmente me ha salvado en numerosas situaciones tanto en el iPhone como en el iPad. Su interfaz puede que no sea la más atractiva ni simple, pero seguramente sea un precio que hay que pagar para tener una aplicación tan completa.