Según una publicación alemana, una empresa llamada Microdrones de aquel país habría entregado a Google un pequeño mecanismo autónomo volador con cámara incorporada. Para haceros una idea de qué artilugio hablamos, sería algo parecido al invento de Parrot conocido como AR.Drone.

Aún no hay declaraciones por parte de Google sobre cuál será el uso al que se destinará el pequeño robot volador. Fuentes de la empresa alemana destacaron dos posibilidades: o bien supervisar el estado de los molinos de viento de sus nuevas instalaciones generadoras de energía, o bien obtener mayor detalle y con menores intervalos de tiempo de la geografía terrestre para su servicio Google Earth (y por ende Google Maps).

Si me parece una noticia interesante es por lo que nuestra mente es capaz de imaginar si Google se hiciese con una gran cantidad de estos dispositivos bajo la excusa de proveer un mejor servicio de mapas. El Gran Hermano habría llegado para quedarse, la privacidad brillaría por su ausencia, pero como bien dijo Eric Schmidt, el CEO de Google, hace unos días, en el futuro la red no será un lugar para el anonimato (de hecho no lo es ya).

Via: Google Blogoscoped