Todos sabemos las bondades de la cámara del iPhone 4, y Apple nos lo ha vendido como el teléfono con mejor cámara del mundo. Y si no es así, se le acerca bastante. Tanto es así, que ya se han grabado videoclips o cortos por gente de prestigio mostrando la calidad de la cámara de este teléfono.

Pues bien, hoy han querido ir un paso atrás y han querido meter un iPhone 3GS donde las más grandes cámaras entran: en un estudio fotográfico. Hasta ahora, en un lugar como este, el iPhone sólo podría haber estado en el bolsillo del fotógrafo como teléfono móvil. Pero por un día, parece que va a sustituir a las grandes: Canon, Nikon o Hasselblad.

De hecho, no lo hace nada mal. No intentemos compararlo con una cámara réflex, pero considerando que es un teléfono móvil, las capturas son brutales. También es cierto que las condiciones de iluminación son óptimas y que las fotos han sido procesadas. Aún así, no se le puede quitar mérito al iPhone.

Pues bien, el el portal de fotografía FStoppets estaban recibiendo montones de preguntas acerca de qué cámara es mejor para conseguir resultados profesionales. Así que su respuesta fue bastante contundente:

En realidad no importa la cámara. Si tienes talento, si sabes cómo hacer las cosas, cualquier cámara puede hacer fotos increíbles… incluso la de un iPhone 3GS.

A continuación os dejo con una galería de las fotos que ha hecho Lee Morris en su estudio fotográfico y un vídeo:

Vía: iPhoneros