Parece que LG ya ha desembarcado en España con nuevos televisores justo a tiempo para aprovechar el tirón del mundial de fútbol. Por un lado, el modelo LE8500 que llega con Full HD 1080p y la tecnología Full LED Slim con la que se consiguen colores más vivos, mejor contraste, mayor luminosidad y en definitiva una mejor calidad de imagen en muy poco grosor.

Por otro lado tenemos el lanzamiento fuerte de la marca. Se trata del LG LX9500,  un televisor (del que ya os hablamos cuando se presentó) 3D Full LED Slim, o lo que es lo mismo: tres dimensiones, pantalla de 1200 LED y tan sólo 22.3mm de grosor. Además de otras características interesantes como dos puertos USB, DLNA o Wi-fi.

Ambas pertenecen a la nueva gama Infinia, caracterizada por unas líneas elegantes y la ausencia de marco físico. Son televisores y no hay tanto donde innovar como en otros gadgets, cuanto más fino y cuantas más siglas extrañas le pongamos mucho mejor, que así da imagen de complejidad y alta tecnología. Muchas otras marcas están en las mismas, así que seguramente lo que decida su compra será la oferta de turno del centro comercial.

Y si estás pensando en comprar, el modelo 3D estará disponible en 47 pulgadas por 2.899 euros y en 55 pulgadas por unos nada despreciables 3.599 euros. Sin duda, un pequeño gran capricho teniendo en cuenta la cantidad de contenido 3D que existe actualmente y finalmente el verdadero uso que se le va a dar.

¿Quizás esperar a que los televisores 3D bajen de precio? Que lo decida tu bolsillo, porque el mío lo tiene claro.