Hardware

Google en las pantallas de Sony con procesadores Intel

Por 18/03/10 - 09:18

Google en las pantallas de Sony con procesadores Intel

Una nueva alianza se hace fuerte, Google, Intel y Sony se unen para crear una TV con Android como sistema operativo bajo una pantalla de Sony con procesador Intel Atom. Y digo yo, ¿cómo han tardado tanto?

Este es un movimiento que va en tres direcciones, por un lado el de Google, que quiere llevar Android a un nivel que no pensábamos que podría hacerlo, como sistema operativo de un reproductor multimedia (que al final una de estas pantallas es, un reproductor con navegador web). Intel quiere sacar su procesador Intel Atom fuera de los portátiles, al ser demasiado grande para usarse en teléfonos tiene que buscar nuevos medios, ¿cómo no se nos ocurrió? ¡en pantallas de televisión!

Por último tenemos a Sony, que se ha ofrecido en este esperimento para ver que tal les va. ¿Tiene necesidad Sony de unirse a estos dos gigantes de la tecnología? Ninguna, es más, lo que están planeando Sony ya lo tiene en sus pantallas Bravia con Bravia Internet Video Link, al principio un accesorio que se colocaba detrás de las pantallas para conetarse a internet y ahora va incluido dentro de las pantallas.

Las pantallas de Sony, en su última generación de 2010, va conectada a internet y pueden reproducir vídeo desde internet, porque ahí es donde quiere llegar Google, al control del vídeo en streaming en internet. Porque total, si ya dominan los ordenadores, ¿qué más les falta?

Y ya que Google se pone tan seria con su sistema operativo Android para llevarlo a un nivel superior, ¿por qué no usar Chrome OS? Es un sistema operativo que según parece será capaz de reproducir vídeo pese a estar pensado para netbooks, ¿por qué no expandir sus posibilidades y llevarlo a las TV?

¿Será esta unión el extraño y rumoreado Home Information Device?

Vía: Gadgetoblog

Puedes comentar sobre este y otros temas en nuestra comunidad

comentar

Usamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia. Si sigues navegando estás aceptando nuestra política de cookies