Picture-3-299x300

Los usuarios de Mac están revolucionados con Snow Leopard, la última entrega del sistema operativo OS X (10.6). No solo trae una gran cantidad de actualizaciones y mejoras, sino que además el precio de actualización, de solo $30 para los usuarios actuales, es más que tentador.

Pero antes de dar el salto y actualizar el sistema operativo, hay algunos puntos a tener en cuenta para que la transición sea fluida y sin problemas. Y eso es precisamente lo que veremos en esta guía.

Antes de empezar

Aunque ya no podamos esperar para probar el nuevo sistema operativo, es mejor asegurarnos algunas cosas:

  • Que nuestra Mac cumpla los requerimientos

Snow Leopard requiere una Mac basada en Intel, al menos 1GB de RAM y lectora de DVD. Además de eso, no está de más chequear la lista completa de requerimientos en la página oficial de Apple.

Una buena noticia es que aunque Apple dice que la actualización solo funciona para los que estén corriendo OS X 10.5, parecería que quienes aún tengan 10.4, pero cumplan con los requerimientos de hardware, también podrán hacerlo.

  • Tener todo limpio

Ya sea que decidan realizar una instalación en limpio, o actualizar la versión actual, es ideal hacerlo con el disco rígido lo más limpio posible. Desinstalar aplicaciones que no usemos, eliminar elementos del arranque y hasta borrar archivos que ya no necesitemos. Para archivos un poco más escurridizos, podemos utilizar una aplicación como OnyX o Cocktail.

También pueden leer una guía muy completa sobre este paso en nuestro blog hermano, AppleWeblog.

  • Resguarda, resguarda, resguarda

Ya sea con Time Machine u otra opción que les guste más, siempre es mejor prevenir que lamentar. Antes de actualizar a Snow Leopard (o cualquier sistema operativo, para el caso) hay que hacer copias de seguridad.

Instalación

  • Usuarios de Tiger (10.4)

Esto no es oficial, pero de acuerdo a sitios tan confiables como Wired y Lifehacker, si nuestra Mac cumple con los requerimientos de hardware, podemos actualizar de Tiger a Snow Leopard con el DVD de $30 (y no la versión completan te de $170), ya sea sobre el mismo sistema, o borrando el disco e instalándolo en limpio.

Si bien el proceso se da en forma fluida, podría estar en contra de los términos de uso de Apple, aunque no hay confirmación por parte de la empresa. Si alguno de ustedes tiene algo más de información al respecto, será más que agradecida.

  • Usuarios de Leopard (10.5)

Para empezar el proceso, tenemos que insertar el DVD de instalación. Finder se abrirá para mostrarnos la aplicación que inicia al instalador, junto con la documentación y algunas instalaciones opcionales.

Abrimos “Instalar Mac OS X” y seguimos las instrucciones en pantalla (no hay mucha ciencia aquí). La instalación comenzará (y dejaremos de ver la barra de menú). Aproximadamente al 20% de la instalación el equipo se apagará y reiniciará (si no vuelve a iniciarse por sí mismo, habrá que hacerlo manualmente, pero no debería afectar al resto del proceso), ya con la barra de menú nuevamente presente.

Cuando la instalación termine, nos mostrará una pantalla con una tilde verde y 30 segundos para reiniciar (que podemos acortar si estamos impacientes). Cuando la computadora vuelva a iniciarse, ya podremos disfrutar de OS X Snow Leopard.

  • Opciones de Instalación

Opción 1: Instalar Snow Leopard sobre el sistema actual; es el método recomendado por Apple, y el más fácil y sencillo para la mayoría. Solo hay que insertar el DVD y seguir las instrucciones de actualización.

Opción 2: Limpiar todo el disco rígido, dejarlo en cero (muchos aprovechamos el cambio de sistema operativo para darle un “nuevo comienzo” al equipo), insertar el DVD y elegir “Instalar Mac OS X”.

Instalar Snow Leopard en MacBook Air

¿Cómo instalar Snow Leopard sin una lectora de DVD? Este es el caso de los usuarios de MacBook Air, y para ellos hay algunas soluciones posibles: la unidad óptica para MacBook Air, de $99, o utilizar alguna otra computadora (Mac o PC) con unidad de DVD y conexión inalámbrica compartida. Para la segunda opción:

  • Mac OS X

Se abrirá Finder mostrando los contenidos del disco. Ignoramos esta ventana, abrimos “Instalar Mac OS X Remotamente”, y seguimos la guía (básicamente, presionar ALT mientras se reinicia la MacBook Air). Utilizamos la caja inferior que veremos para conectarnos a la red WiFi, seleccionamos el disco, y comenzamos la actualización.

  • Windows

Cuando insertemos el DVD de Snow Leopard nos aparecerán dos opciones: “Instalar controladores de Boot Camp” e “Instalar Mac OS X Remotamente”. Seguimos, por supuesto, las instrucciones de la segunda opción y el resto sigue como en la versión de Mac.

Terminando.

¡Felicitaciones! Ya tienen OS X 10.6 listo para ser disfrutado. Ahora es el momento para zambullirse en todos los artículos que detallan las novedades y mejoras del sistema, y empezar a experimentar con ellas.

Por ejemplo:

Fuente: Wired How-to Wiki