Al parecer la gente de TUAW habló con agentes de prensa de Apple y el rumor que aseguraba que Steve Jobs había tenido un ataque al corazón eran no más que un chiste de mal gusto de uno de los tantos idiotas que hay por la red.

Pueden volver a respirar.