Cada vez vamos conociendo más detalles de los nuevos MacBooks y MacBooks Pro conforme van pasando las horas desde la presentación de ambos.

Al parecer, los nuevos portátiles de Apple disponen de unos nuevos sensores que detectan la humedad excesiva. ¿Qué pretende Apple con esto? Básicamente, lo que muchos estáis pensando, evitar que se devuelvan portátiles porque “no funcionan” o porque “están defectuosos”. Una muy buena manera de mantener lejos a los cara duras que andarán por ahí sueltos…

Estos sensores se encuentra en los iPhones desde la primera generación y, a partir de ahora, los tendremos en nuestros MacBooks también.