Como unos sabreís y otros descubrireís ahora, en la imagen prevía de los vídeos de YouTube, lo que vemos es la imagen correspondiente con el fotograma del medio.

Y de este hecho llega la ‘pillería’, consistente en colar en los fotogramas centrales imágenes sugerentes (predomina la chica ligera de ropa), para así atraer de forma ‘fraudulenta’ una mayor cantidad de tráfico hacía estos vídeos.

Como ejemplo, estas miniaturas:

Como se aprecia, lo feo del asunto es que cada vez este comportamiento es más común, y es solo cuestión de tiempo que de paso a simple y burdo spam.

(Vía Pixel y Dixel)