La seguridad de nuestro ordenador y datos personales se ve amenazada desde muchos flancos, y OpenDNS nos trae una herramienta para colaborar contra el temido phising. El producto en cuestión se llama Phistank, y consiste en una base de datos en la que se van almacenando las direcciones y páginas web fraudulentas. La recopilación de estos datos se lleva a cabo por parte de los usuarios, por lo que se puede asegurar su continua actualización. Phistank En definitiva, esta herramienta nos permite verificar si una dirección que viene por correo electrónico pertenece a un sitio fraudulento, y además nos permite aportar más información a las listas de webs engañosas.

(Vía Genbeta)