Windows 8.1 Preview
análisis

Windows 8.1 Preview

Por 26/06/13 - 18:18

Ficha técnica

Microsoft acaba de presentar en BUILD 2013, su evento por excelencia para desarrolladores, todas las novedades de Windows 8.1, la nueva actualización que llegará al mercado a finales de año de forma completamente gratuita para salvar las ventas de su último sistema operativo. Esta actualización del sistema está cargada de pequeñas novedades entre las que destacan una mayor personalización de la pantalla de inicio en general o un creciente apoyo al escritorio tradicional, fuente de productividad para millones de usuarios.

Microsoft acaba de presentar en BUILD 2013 de forma oficial todas las novedades de Windows 8.1, la tan esperada actualización que estará disponible en forma de beta pública a partir de hoy para todos los consumidores y cuya versión final llegará de forma gratuita a finales de año. Windows 8.1 está cargado de novedades, de mejoras, de puntos de vista renovados, esta actualización está basada completamente en el feedback enviado por los usuarios a la compañía desde que fue lanzado su último sistema operativo a finales del pasado año.

Windows 8.1 supone una nueva esperanza para el mercado de Microsoft

El camino ha sido difícil, las ventas de Windows 8 no estaban generando los datos esperados por la compañía desde su lanzamiento, pero un año más tarde llega esta gran actualización. Sí, es posible que llegue tarde, que los consumidores tengan asimilado que Windows 8 es un paso tecnológico demasiado grande con respecto a su antecesor, recordemos que este fue el sistema operativo más vendido de la historia de la compañía, pero al final, lo que podemos extraer de todo esto es que Microsoft ha intentado solucionar los problemas más importantes de cara al mercado que tenía su producto.

La pantalla de inicio se mantiene, ahora está cargada de novedades que la hacen mucho más rica, más personalizable, más cool en definitiva. El escritorio clásico ha sido mejorado, el que era el punto más débil de Windows 8 sin duda alguna, ha vuelto a recibir el tradicional botón de inicio, nuevos gestos o arranque del sistema directo. Está claro que Microsoft no ha querido descuidar la pantalla de inicio, posiblemente el futuro de la compañía en este mercado donde las aplicaciones lo son todo, pero tampoco ha querido olvidar a los usuarios tradicionales que utilizan sus dispositivos para trabajar de forma profesional, para ser más productivos, en definitiva, para crear todo tipo de contenidos.

novedades de Windows 8.1

La pantalla de inicio es mucho más rica

La pantalla de inicio es ahora más brillante, se han añadido varias novedades que la hacen ser más completa. Los mosaicos activos de Windows 8.1 al igual que los que se introdujeron en Windows Phone 8 tienen diferentes tamaños, hasta 4 en ciertas aplicaciones. Dependiendo del tamaño el usuario recibirá una mayor o menor cantidad de información sin necesidad de tener que ejecutar la aplicación.

Confieso que al principio cuando Microsoft anunció oficialmente está novedad no veía el sentido al tamaño pequeño, sobretodo porque tratamos con pantallas mucho más grandes que las de los teléfonos inteligentes, pero desde el primer uso lo encontré, anclar tus contactos preferidos o páginas web son una opción ideal para este tipo de tamaño. Otra de las grandes opciones de personalización se centran en el fondo de la pantalla de inicio. En Windows 8.1 tenemos disponible una nueva opción en la barra de botones de acceso que nos permitirá cambiar el tema de nuestra pantalla, escoger nuestras propias imágenes, incluso dinámicas, para fijarlas como fondo o seleccionar entre una completa paleta de colores el aspecto de nuestras aplicaciones.

novedades de Windows 8.1

Bajo mi punto de vista la pantalla de inicio, el aspecto más innovador de Windows 8, pecaba de aburrida. Los temas por defecto no tenían ninguna chispa y la paleta de colores se quedaba demasiado corta, con las nuevas opciones los usuarios podrán tener una pantalla de inicio más brillante.

Microsoft sigue apostando fuertemente por las aplicaciones Ahora los usuarios podrán personalizar, crear grupos o mover varias aplicaciones al mismo tiempo, no una por una como se hacía hasta el momento. Parece un pequeño detalle, otro de los muchos de los que está cargada esta actualización, pero es bastante útil. Mover varias aplicaciones a la vez a un mismo grupo, cambiar el tamaño o desinstalar las seleccionadas en un dispositivo en concreto o en toda la red de dispositivos conectados a nuestra cuenta te hacen ser más rápido en tus tareas.

Microsoft también ha añadido nuevos gestos a la pantalla de inicio, ahora podremos desplazar nuestro dedo hacía abajo o hacer clic sobre la nueva flecha para acceder a una home en la que veremos todas nuestras aplicaciones instaladas en orden junto con los demás programas o archivos del sistema.

novedades de Windows 8.1

La compañía ha querido también aumentar el nivel de calidad de sus aplicaciones por defecto y crear algunas nuevas de poco peso pero con una interfaz moderna y bastante práctica, ejemplo de ello son las de alarma, grabadora de sonidos, escáner o calculadora. La compañía ha querido introducir también otras nuevas como las de recetas de cocina, salud, deportes o lista de lecturas, está última nos permite seleccionar los contenidos que más nos han gustado de la red y compartirlos en nuestros diferentes equipos o contactos.

La tienda de aplicaciones ha sido rediseñada

La tienda de aplicaciones, una de las partes más importante de todo el sistema, ha sido completamente renovada. Desde el lanzamiento de Windows 8 la tienda de aplicaciones tenía un aspecto incoherente con la modernidad que quiera aparentar Microsoft con toda su interfaz, simplemente parecía una parte inacabada o sacada de otra plataforma.

novedades de Windows 8.1

En Windows 8.1 la pantalla principal de la tienda de aplicaciones nos ofrece una visualización de lo más destacado, popular o novedoso. También podremos organizar las aplicaciones o buscarlas por las mismas categorías presentes hasta el día de hoy, uno de los aspectos que me ha gustado conservar.

Al pinchar en cada aplicación se desplega un panel horizontal que muestra gran cantidad de detalles sin tener que desplazarnos o enlazar a algún otro sitio, podremos ver aplicaciones relacionadas, aplicaciones del mismo desarrollador, comentar, votar u obtener más información sobre la misma. A tener en cuenta también que en Windows 8.1 las aplicaciones se actualizan de forma automática sin necesidad de intervención alguna por parte del consumidor.

novedades de Windows 8.1

Así mismo, se está comenzando a notar más cada vez el trabajo de la compañía por eliminar de su tienda la gran cantidad de aplicaciones basura que están presentes, algo que todavía hay que mejorar. Evidentemente, se espera que grandes marcas aún no presentes en el ecosistema de Windows 8.1 lleguen en los próximos meses, por lo que la tienda irá cogiendo cada vez más prestigio. Una de las nuevas opciones que se han añadido al menú de configuración de la tienda es la de mostrar contenido según los gustos o tareas que realice el consumidor en el PC, opción bastante útil por cierto.

El escritorio tradicional es más importante

Sí, se ha añadido el botón de inicio, pero ni mucho menos es el único cambio del escritorio tradicional. Si por algo Microsoft es una de las compañías más potentes en el mundo de la tecnología es porque ha sabido trasladar o mejorar durante años la productividad de sus consumidores a través de los dispositivos. El escritorio ha sido siempre una pieza fundamental para el éxito de la compañía y con la llegada de Windows 8 muchos usuarios sintieron que se había dejado demasiado de lado por un mercado que está en auge desde hace años, el de las aplicaciones.

novedades de Windows 8.1

Si, las aplicaciones están muy bien para consumir contenidos, entretenerte o jugar, pero de ningún modo podrá hacernos tan productivos como un escritorio tradicional con ventanas, carpetas o herramientas. Microsoft se ha dado cuenta de que estaban perdiendo a un ingente número de clientes o empresas por este motivo y en Windows 8.1 han dado mucha más importancia al escritorio clásico.

Pequeños detalles que aportan toques familiares al consumidor Como hemos comentado se ha añadido el botón de inicio, posiblemente la novedad menos importante del escritorio. El botón nos permitirá acceder a la pantalla de inicio desde la barra de tareas sustituyendo al mosaico feo, oculto y sin sentido que estaba colocado en la misma posición. Bueno, es un pequeño detalle, no tiene ninguna funcionalidad importante, pero a aspectos de diseño o de familiaridad de cara al consumidor es un punto a favor.

Otra de las cosas que más me ha gustado de Windows 8.1 aunque sea un pequeño detalle a niveles prácticos es que podremos iniciar el sistema directamente en el escritorio tradicional sin necesidad de tener que pasar por la pantalla de inicio. Parecerá una tontería, pero para un consumidor que necesita un equipo más para trabajar que para entretenerse con aplicaciones, el poder iniciar el sistema directamente al escritorio como ha hecho toda su vida es otro gran punto a favor.

novedades de Windows 8.1

Windows 8.1 incorpora la nueva versión del navegador de la compañía, Internet Explorer 11. El nuevo navegador construido sobre las ventajas de IE10 ofrece un mejor manejo táctil, las páginas se cargan más rápido y añade novedades como las de reconocer los números de teléfonos en las páginas web para poder llamar directamente haciendo clic sobre ellos o la posibilidad de mostrar siempre una barra con las pestañas abiertas en su versión moderna.

Un ejemplo claro del aumento en la productividad es el nuevo soporte snap de Windows 8.1, he decidido incluir esta novedad en este apartado porque creo que cuando realmente se le saca el máximo provecho es cuando tenemos el escritorio activo de alguna manera. Antes, los consumidores podían mover una aplicación a cualquier lateral de la pantalla para poder trabajar dos a dos, pero con la llegada de Windows 8.1 podremos trabajar de forma completamente individual tres a tres, es decir, que podremos tener hasta tres elementos abiertos en la pantalla completamente independientes uno del otro y ajustar su posición a nuestro gusto sin limitaciones de ningún tipo.

El futuro de Microsoft

Windows 8.1 es la confirmación del cambio en el ciclo de vida de los sistemas operativos de Microsoft. El modelo, similar al que actualmente tiene Windows Phone se basa en lanzar una gran actualización a nivel general de todo el sistema de forma anual, especialmente en los últimos meses del año. La razón por la que se ha cambiado el ciclo de vida de los productos es para intentar disminuir el salto tecnológico de cara a los consumidores. Una de las cosas más criticadas de Windows 8 fue que era demasiado diferente a todo a lo que nos tenía acostumbrados la compañía, y dar el salto fue complicado para muchos usuarios o empresas.

La tendencia del mercado podría ser negativa para Microsoft Los mercados de dispositivos tradicionales a los que Microsoft estaba acostumbrado tienen sus días contados, los analistas advierten que de aquí a los próximos cuatro años los teléfonos inteligentes o tabletas de gran movilidad serán los que realmente se demandarán. La proliferación de las tabletas de bajo coste es un terreno dominado por Android, por su parte, Apple es una marca excelentemente posicionada en este tipo de mercados modernos desde hace muchos años. Microsoft tiene una buena oportunidad si se sabe aprovechar de su temprana incorporación al nuevo mercado, con ideas frescas e innovadoras tendrá la posibilidad de posicionarse bien en el futuro, de no ser así, tendrían que hacer un gran esfuerzo para intentar no quedarse completamente atrás.

Conclusión

8
10

En general Microsoft ha hecho un buen trabajo. La compañía ha introducido gran cantidad de pequeños detalles no sólo a nivel de diseño o funcionalidades sino también de rendimiento que mejoran en todos los aspectos al sistema. No se ha dejado de lado la pantalla de inicio, es más, se ha mejorado y ahora es mucho más rica gracias a todas sus novedades, pero se nota que se ha querido dar un mayor impulso al escritorio clásico, ahora mucho más familiar e importante en el sistema en general. Los usuarios con dudas no tendrán problemas de pasarse a Windows 8.1, un producto similar al anterior sistema operativo pero con la adición de buenas aplicaciones en su moderna pantalla de inicio.

Es posible que llegue demasiado tarde al mercado, un año después del lanzamiento de Windows 8 a las tiendas, los consumidores ya tienen una opinión fijada en este sistema, y no nos engañemos, en algunos casos no es nada buena. O la compañía lanza una buena campaña de marketing o ventas a nivel global, o sencillamente los consumidores no se darán cuenta de las novedades de esta nueva versión cuando vayan a ir a comprarla junto a su nuevo dispositivo.

Se nos olvida en la mayoría de las ocasiones porque Microsoft nos tiene acostumbrado a ello, que esta gran actualización es totalmente gratuita. Me gustaría recordar que estamos tratando con una versión beta y no una final, por lo que es bastante posible que Microsoft además de pulir pequeños detalles o mejorar el rendimiento en general, introduzca alguna que otra novedad.

En definitiva, me ha gustado bastante Windows 8.1, el sistema es mejor en general, a primera vista los consumidores verán un sistema operativo evolucionado, mucho más rico, lleno de nuevas posibilidades y optimizado para los nuevos dispositivos más potentes y eficientes que llegarán a lo largo del año.


Pros

  • Mejoras en la pantalla de inicio
  • Tienda de aplicaciones renovada
  • Mayor soporte al escritorio clásico

Contras

  • Actualización tardía en el mercado
  • Demasiadas aplicaciones basura
  • Falta pulir la interfaz del escritorio