mejores aplicaciones de la semana
análisis

Sony Xperia XZ

- Oct 13, 2016 - 11:28 (CET)

Ficha técnica

xperia-xz

  • Procesador: Snapdragon 820
  • Memoria: 32 GB + 3 GB RAM
  • Pantalla: 5.2" Full HD IPS
  • Cámara principal: 23 MPX, f/2.0, flash LED, IR sensor, RGBC sensor.
  • Cámara secundaria: 13 MPX, f/2.0.
  • Conectividad: 4G LTE, Wi-Fi a/b/g/n/ac, NFC, Bluetooth 4.2.
  • Batería: 2.900 mAh

Tras un año complejo y un cambio completo de estrategia y familia de dispositivos, Sony vuelve a golpear el mercado de la gama alta con el Sony Xperia XZ, un dispositivo premium con mucho que ofrecer en múltiples aspectos.

¿Recuerdan el Sony Xperia Z? Fue uno de los primeros dispositivos de la compañía asiática tras su divorcio de Ericsson, partner casi desde sus inicios en la telefonía móvil. Aquel Sony Xperia Z iniciaba una nueva etapa para la compañía: nuevo diseño, una apuesta por componentes de gama alta y una inversión brutal en marketing y distribución. Los resultados fueron, eso sí, mixtos.

Xperia Z.
Xperia Z.

Tres años más tarde —en los que las iteraciones de este primer Xperia Z han abundado—, Sony iniciaba una nueva familia de dispositivos conocida como Sony Xperia X. Un nuevo cargador que, al menos en su primera bala (Xperia X Performance), no alcanzó su objetivo.

Xperia X
Xperia X

Seis meses más tarde, la compañía llega con el Sony Xperia XZ, un dispositivo completamente nuevo en muchos ámbitos y extremadamente familiar en otros tantos. ¿El objetivo? Alcanzar el centro de la diana que el Sony Xperia X Performance no logró impactar.

sony-xperia-xz-04

Desde el punto de vista estético, el Xperia XZ produce sensaciones muy diferentes: novedad y familiaridad. Por una parte, la inclusión de unos laterales curvos, el uso de cristal 2.5D y la incorporación de un nuevo material en la zona posterior hacen que este dispositivo se sienta diferente a modelos anteriores de la marca. Por otra parte, la relativa continuidad de las líneas omnibalance, la disposición de los elementos (botones, puertos de carga, etc.) y la presencia de las pestañas protectoras reflejan indudablemente la personalidad de Sony.

Quien haya usado un Nokia Lumia 920 encontrará en este Sony Xperia XZ una extraña familiaridad. Los bordes curvos, el cristal 2.5D y las regiones superiores e inferiores completamente planas recuerdan extremadamente al mítico teléfono de Nokia. Asimismo, la robustez y solidez que caracterizaba a aquel teléfono de Nokia también están presentes en el Sony Xperia XZ. Y eso es muy buen síntoma.

En muchos sentidos, el cuerpo del Sony Xperia XZ recuerda al famoso Nokia Lumia 920. Y eso es una excelente noticia.

También es muy buen síntoma la vuelta de la calificación IP68 contra agua y polvo, la cual se ausentó de forma sorprendente en los primeros integrantes de la familia Xperia X. Además, vuelve de la mejor forma posible: sin pestañas protectoras sobre los puertos de carga y el jack de auriculares —sí, el Xperia XZ lo conserva—.

De la misma forma, el Xperia XZ conserva dos detalles característicos muy sutiles: un botón de doble paso dedicado única y exclusivamente a la cámara y un sensor de huellas dactilares embebido en el botón de encendido, situado justo en el lateral derecho. Una ubicación perfecta para lograr la mayor invisibilidad posible.

sony-xperia-xz-16

Sobre el sensor de huellas dactilares cabe destacar la precisión con la que logra leer las huellas dactilares que se sitúan sobre él, independientemente de la orientación o del dedo que empleemos para ello. Asimismo, la velocidad de lectura del mismo ha sido incrementada respecto a modelos anteriores, aproximándose así a los reyes de este campo: Huawei y Apple.

Donde Sony sí iguala a los reyes del sector es en rendimiento y experiencia de usuario. El duo formado por el SoC Qualcomm Snapdragon 820 y los 3 GB de RAM ofrece una solvencia envidiable en todo momento. Como era de esperar, todo fluye en este dispositivo, desde los videojuegos más recientes hasta las tareas más sencillas.

La experiencia de uso del Xperia XZ es excelente. Todo fluye, nada se detiene y el software incorporado por Sony altera muy poco el conjunto.

Además, el software incorporado por Sony sobre la versión 6.0 de Android también contribuye a la causa: es poco intrusivo, aporta valor y no rompe con la consistencia de interfaces —como sí hacen otros fabricantes como Huawei—. Cero quejas en este sentido.

No sucede lo mismo con la pantalla del Sony Xperia XZ, donde, a pesar del avance respecto a otros modelos de la marca, sí se aprecian algunos defectos como la temperatura de color, la cual es muy elevada y resulta en unos tonos azulados. Este defecto no será apreciable a simple vista por los usuarios habituales, pero no será del agrado de aquellos que busquen la máxima fidelidad de color (como los fotógrafos o los power-users).

sony-xperia-xz-06

Por lo demás, el panel del Sony Xperia XZ es el mejor que la compañía ha montado sobre un smartphone —con permiso del Xperia Z5 Premium—. Su resolución Full HD supera los requisitos mínimos de la gama alta, el brillo máximo es lo suficientemente elevado como para evitar problemas de visibilidad en entornos luminosos, y los niveles de contraste ya alcanzan los estándares de la gama alta.

La autonomía del dispositivo también se muestra realmente sólida. A pesar de los 2.900 mAh, el Xperia XZ es capaz de completar una jornada de uso sin ningún tipo de dificultad. Unos resultados muy próximos a los del Samsung Galaxy S7 —modelo estándar, no Edge—.

La cámara del Xperia XZ supone un paso hacia delante respecto a modelos anteriores, pero continúa un paso por detrás de sus principales competidores

La cámara es el mayor reto que Sony ha tenido en sus smartphones durante los últimos años, y el Xperia XZ no es una excepción. Si bien los componentes montados son de primer nivel (sensor Sony IMX300, apertura f/2.0, varios sensores de medición, flash LED, 23 megapixeles de resolución, etc.), el uso que el software hace de esos componentes deja que desear en múltiples situaciones.

En condiciones ideales, la cámara del Sony Xperia XZ ofrece unos resultados excelentes. Buen contraste, buenos colores y un buen procesado. Lo mismo se puede afirmar del sistema de enfoque: preciso, veloz y eficaz. Además, incorpora el mismo sistema de tracking de objetos que el Xperia X, muy útil y efectivo con sujetos en movimientos.

dsc_0002

dsc_0011

dsc_0015

dsc_0003

Cuando las situaciones se complican, el Xperia XZ comienza a mostrar algunas deficiencias. Algunas de ellas son:

  • Problemas en la medición de la escena y un rango dinámico algo pobre que empeora los resultados en escenas contrastadas.
  • Aparece ruido con facilidad y el procesado posterior aplica una nitidez artificial que, en ocasiones, resulta incómoda. También se generan pequeños artefactos en los bordes de las objetos.
  • Los colores tienden a ser algo más vibrantes, alejándose así de la realidad. Los fotógrafos profesionales prefieren justo lo opuesto, aunque el usuario estándar puede que no. Por suerte, es fácilmente solucionable con cualquier editor fotográfico.
  • Las imágenes quedan sobreexpuestas en algunas ocasiones (cuando se utiliza el modo automático).

A continuación puedes ver una breve comparativa con el iPhone 7 Plus de forma directa. Las fotografías del Sony Xperia XZ fueron tomadas a la máxima resolución con el modo Automático Superior activo. En el caso del iPhone 7 Plus, también fueron tomadas en modo automático con el modo HDR desactivado en todo momento.

Conclusión

8
10

El Sony Xperia XZ logra hacer check en la mayoría de los requisitos que se exigen a un gama alta en 2016. ¿Buena pantalla? Sí. ¿Buena autonomía? Sí. ¿Buen rendimiento? Sí. ¿Buen diseño? Por supuesto. En todos los aspectos logra equiparar o superar los estándares de la gama alta de 2016.

La cámara es la única excepción a esa afirmación. Los resultados no son terribles, pero en comparación directa con el iPhone 7 Plus y el Samsung Galaxy S7 Edge queda claramente un pasito por detrás. Una generación más, los fantasmas vuelven a aparecer.

Por otra parte, el Xperia XZ carece de esa funcionalidad única que otros modelos de gama alta sí han incorporado a lo largo de 2016. Samsung montó su escáner de iris y una pantalla increíble; Apple y Huawei un sistema de doble cámara que aumenta las posibilidades fotográficas; Sony, en cambio, no aporta nada disruptivo que sea realmente tangible. Y eso, considerando la equidad en la gama alta, juega en su contra.


Pros

  • Diseño y construcción. Excelente. Sólido, ergonómico y robusto. Da la sensación de ser un teléfono premium en todo momento.
  • Rendimiento. Cero quejas. Snapdragon 820 + 3 GB de RAM ofrecen justo lo que esperamos.
  • Resistencia IP68. Está de vuelta y se agradece. Cada vez más teléfonos lo incorporan y este no debe ser una excepción.

Contras

  • Cámara. Sony avanza, pero continúa siendo su punto débil. En buenas condiciones, buenos resultados. En todo lo demás, MasterCard.

  • Falta esa característica única. El Note 7 tenía el S-Pen y el escáner de iris, el iPhone 7 Plus un procesador bestial y una doble cámara, el Huawei P9 contaba también con doble cámara... El Xperia XZ carece de esa característica única que le diferencie y que aporte algo innovador sobre la mesa.