Diseño

El gran protagonista. El incremento del tamaño de la pantalla ha venido acompañado de una reducción de grosor apreciable (pasando de los 0,76cm del 5s a los 0.69cm del 6) y unos bordes curvados que se funden con el acabado pulido del cristal de la pantalla, formando una única curvatura que crea la sensación de sentir que la pantalla se extiende por todo el terminal. Sin juntas y sin bordes: una obra maestra de diseño que hace que los gestos de volver a atrás de iOS resulten muy cómodos y satisfactorios de utilizar.

El HTC One M8 es sin duda uno de los mejores smartphones en cuanto a sensación en mano, pero el iPhone va un paso más allá manteniendo el diseño curvado y reduciendo el grosor más aún que el smartphone de HTC, haciendo que el iPhone 6 sea el terminal más cómodo y placentero de usar del mercado. El Moto X también puede ser un contendiente en este aspecto, pero la curvatura de la pantalla del iPhone 6 que se fusiona con la del cuerpo curvado de aluminio anodizado es algo difícil de superar.

comparativa

Como podemos comprobar en la comparativa, pese al incremento de tamaño —debido a la mayor pantalla— Apple ha logrado fabricar los nuevo iPhone 6 y iPhone 6 Plus con un grosor y peso bastante bajos, manteniendo la densidad del iPhone 5S, por lo que a priori el terminal se sentirá en la mano igual de ligero que el iPhone anterior y dará mayor sensación de ligereza al estar menos concentrado su peso. En el bolsillo es casi imperceptible, al menos con bolsillos mínimamente holgados. Que se mantenga la densidad de todos los smartphone de Apple es una genialidad que delata el trabajo e intenciones con los nuevos modelos: Apple quiere que te sigas sintiendo como en casa.

lateral_2

En la parte izquierda del iPhone 6 podemos observar el nuevo diseño y emplazamiento que han tomado los botones de volumen y el switch de modo silencio/bloqueo de la rotación. Como muestran la foto, los botones de volumen han tomado la forma de los botones del iPad e iPod Touch, una necesidad ante la disminución de grosor del terminal. Son más estéticos y delgados a la par que elegantes, siendo más sutiles y fusionándose con la estética del terminal. Se sienten exactamente igual que los botones de los nuevos iPad, tienen una sensación táctil muy buena, los acabados son perfectos y parecen verdaderamente resistentes.

El switch de bloqueo/silencio emite un "tock" muy característico que denota calidad de materiales. Pese a sus pequeñas dimensiones no he tenido problema alguno en activar y desactivar el volumen con él.

lateral

Centrando la atención a la parte derecha del terminal, vemos uno de los grandes cambios en el diseño del nuevo iPhone 6 debido al incremento de tamaño del terminal: el botón de encendido y apagado ha sido trasladado a la parte derecha para facilitar su acceso. El botón es exactamente igual a uno de volumen y lo acompaña la ranura de la tarjeta sim.

debajo

En la parte inferior podemos ver el jack de 3.5mm con la salida de audio para auriculares, el conector lightning y el altavoz. El diseño es calcado al del nuevo iPod Touch, los altavoces siguen estando en la parte trasera del terminal siendo este, a mi juicio, el lugar idóneo para hacerlo aunque pueda taparse al jugar en modo horizontal.

trasera

La parte trasera del iPhone 6 ha sido sujeto de la mayoría de críticas al diseño del dispositivo. Las bandas no acaban de convencer, pero son necesarias: estas bandas permiten el uso de las señales de las que depende el smartphone como el LTE, ya que el aluminio aislaría su antena. En otros terminales creo que están mejor disimuladas, como en el HTC M8. Es una pena que Apple haya requerido una banda adicional siguiendo la curvatura de los bordes superior e inferior (probablemente por la cantidad de bandas que soporta su LTE), con solo dos bandas horizontales hubiese quedado genial.

Las bandas son el "pero" de un magnífico diseño

En el modelo Space Gray las bandas están más disimuladas que en los otros colores y, aunque no embellezcan en absoluto el aspecto del iPhone 6, en el día a día no resultan molestas por muy obsesivo de los detalles que puedas llegar a ser. Tal vez una ventana o frame RF de plástico como el que usa el iPhone 5 y iPhone 5S hubiese sido una opción más estética, pero Apple ha decidido incluir la mayor superficie posible de su característico aluminio anodizado en el iPhone 6.

camara

Por último, la cámara. La cámara del iPhone 6 sobresale del cuerpo de aluminio de forma parecida a como lo hace en el iPod Touch. El cambio ha desatado un aluvión de críticas en las redes sociales que lo calificaban como un diseño no propio de la marca Apple.

Apple no ha hecho la cámara así por capricho, la óptica de la cámara está formada por 5 lentes superpuestas de forma paralela y además cuanto mayor es la distancia entre sensor y lente mejor
calidad obtendremos en las capturas, por lo que podemos concluir que el diseño por parte de Apple no ha sido mero capricho, sino una necesidad. Apple no iba a comprometer la calidad de las fotos sacadas con el iPhone 5 por reducir su grosor, y ya había rebajado el grosor del terminal haciendo de esta una de sus características estrella; así que decidieron que sobresaliera.

El diseño de la cámara no tiene porqué propiciar que se dañeEl anillo de la cámara sobresale unas décimas de milímetro respecto al cuerpo, siendo en el uso diario un "inconveniente" imperceptible y algo que no hace tambalearse demasiado el terminal al ser usado apoyado en una mesa. El anillo que rodea la lente es de acero inoxidable y la lente es de cristal zafiro por lo que no se dañará tan fácilmente como muchos creen. No es perfecto, pero Apple no puede saltarse las limitaciones físicas que impone la óptica.

Muchos preferirán un aumento de grosor que la tape y proporcione un extra de batería, pero yo me quedo sin lugar a dudas con el magnifico diseño del iPhone pese a los inconvenientes que ello conlleva. Más adelante podrás leer mis impresiones sobre la cámara.

frontal

En la parte delantera tenemos el mismo diseño de siempre tan característico de los iPhone: botón home circular y cuerpo simétrico. Apple podría haber reducido los marcos superior e inferior del terminal eliminando el botón home, pero hubiese arruinado el popular diseño de los iPhone. Todo el mundo reconoce un iPhone independientemente de la parte que mire y eso Apple lo debe mantener. El resto de smartphones carecen de una identidad que los relacione a simple vista con la marca a la que pertenecen, un iPhone es y siempre será un iPhone. Algo que todo el mundo concibe en su mente y sabe reconocer.

Al igual que el color de la Coca-cola y la insignia de Mercedes, Apple siempre preservará las señas de identidad de sus productos. Pese a este requisito, el diseño es muy contenido en dimensiones y pese a que se podrían haber reducido más los marcos creo que roza la perfección en tamaño y comodidad en mano. En el Plus este diseño sí que me parece algo más problemático porque deriva en una altura que para muchos - entre los que yo me incluyo - será excesiva.

Rendimiento

La CPU del A8

El Apple A8 es el segundo chip de 64bit de Apple y el primer SoC de la compañía fabricado por el novedoso proceso de fabricación en 20nm de TSMC. Todavía hay mucha confusión sobre los beneficios que aporta una arquitectura de 64 bit en un smartphone a día de hoy, ya que no es tan sencillo como con los sistemas de escritorio que necesitaban de esta arquitectura para emplear 4GB o más de memoria RAM (aunque en un futuro no muy lejano se necesiten, sobre todo los fabricantes de Android).

Apple ha mejorado el rendimiento de su CPU mejorando su arquitectura, no aumentando sus númerosLa gran ventaja son las instrucciones del ARMv8, que hace un uso más eficiente de la arquitectura, añade registros más grandes e introduce la compatibilidad con aplicaciones AArch64 (64bit) manteniendo la compatibilidad con las aplicaciones diseñadas para chips ARMv7 AArch32 (32bit). Dependiendo del trabajo a realizar, las aplicaciones de 64bit siendo ejecutadas en un chip ARMv8 pueden ver incrementado su rendimiento en un 30% si lo comparamos con aplicaciones de 32 bits ejecutadas en el mismo chip.

Apple afirmó que el A7 podría ser el doble de rápido que el A6, en condicional, ya que dependería de las aplicaciones ejecutadas y sólo las desarrolladas para 64bit que hiciesen un uso relativamente intenso de registros se beneficiarían.

Geekbench 3 iPhone | Create Infographics

El incremento de rendimiento del A8 no es un salto enorme. Apple dijo en la presentación que su nuevo A8 era un 25% más rápido, y los benchmarks lo certifican. Apple ha utilizado el mismo tipo de chip que el A7 y sólo va a 100Mhz más de velocidad, por lo que el rendimiento extra es fruto de un elaborado trabajo en la arquitectura del Apple Cyclone. Apple sigue usando dos núcleos en lugar de los cuatro habituales en los Snapdragons de Qualcomm. Estos pueden competir de tú a tú en tareas intensas de varios hilos, pero el rendimiento del A8 en tareas de un sólo hilo está muy por encima de la competencia. Pese a que las aplicaciones de 32bit también vean incrementadas su rendimiento, es una mejora mínima, sólo atribuible al aumento de velocidad de la CPU del Apple A8.

La mayor mejora en el nuevo SoC son los 20nm y un Cyclone más eficiente

Es muy interesante y digno de mención que Apple se haya enfocado en crear un SoC de 20nm —menor tamaño, menor consumo, menor calor desprendido— y optimizarlo mediante instrucciones y trabajo en la arquitectura Cyclone en lugar de aumentar la velocidad del chip. Mientras la competencia adopta los Qualcomm de 4 núcleos y más de 2Ghz, Apple se mantiene de forma competitiva con soluciones de 2 núcleos y velocidades mucho menores. Es un trabajo invisible para el usuario y al que nadie está prestando la atención que bajo mi punto de vista requiere. Un trabajo en el SoC que se traduce en una disminución drástica del sobrecalentamiento y un consumo de batería mucho menor.

Siento el iPhone 6 igual de fluido que el 5S, sólo que gracias a iOS 8 la multitarea es mucho más rápida y menos frustrante de emplear. La mayor novedad es la mayor eficiencia energética del chip, los SoC actuales están ya por encima de los requerimientos que interponen los SO y las aplicaciones.

El teléfono es rapidísimo, es imposible que le pueda poner una pega, además la nueva GPU (IMG PowerVR GX6450) ha incrementado su potencia enormemente, siendo el cambio más significativo y un paso necesario sobre todo con la adopción del asset @3x y la nueva resolución del iPhone 6 Plus. En los pocos juegos que he tenido tiempo de probar el rendimiento es espectacular y nunca he percibido una bajada de FPS ni en los juegos más exigentes.

iphone-6-throttling

Anunciado específicamente por Apple: el iPhone 6 mantiene el rendimiento al máximo independientemente del tiempo que esté trabajando a su máxima potencia. En la actualidad, todos los fabricantes de CPU disminuyen la velocidad a la que opera pese a estar al 100% de uso para preservar batería y que el terminal no sobrepase los 50º centígrados, es algo normal. Por ejemplo Qualcomm anuncia su SD801 con una velocidad de reloj de 2.3Ghz, pero no podrás disfrutar esa velocidad más de 15 segundos antes de ser reducida. Gracias a los 20nm y la baja velocidad a que corre los cores del A8, no veo muy sorprendente el dato. En los juegos ayudará. Aunque el A8 haga throttling como todos los demás (en menor medida), creo que es algo normal y una característica necesaria de nuestros terminales, ya que no están diseñados para ejecutar tareas intensivas durante largos periodos de tiempo.

1GB de RAM y su gestión en aplicaciones 64bit

Me sorprendió mucho que Apple no aumentara la capacidad de memoria RAM a 2GB en el iPhone 6, pero no me preocupó ni preocupa. iOS es lo suficientemente agresivo con el manejo de la misma, además impone estrictos límites a los desarrolladores sobre la cantidad de memoria que pueden usar en sus aplicaciones y extensiones, por lo que el rendimiento no se debería ver afectado. El único problema de tener una cantidad de memoria RAM así de limitada son las recargas de pestañas en Safari. Cuando vuelves a Safari tras unos minutos y abres la pestaña, observarás como se recarga la web.

1Gb de RAM es suficiente en la actualidad, pero me hubiese gustado ver el salto a los 2GB

¿Cómo envejecerá el iPhone 6. En la actualidad es una bestia que no se inmutará por los requerimientos de las tareas y aplicaciones a ejecutar, pero los usuarios que mantengan sus teléfonos más de 2 años podrían ver una disminución obvia de rendimiento cuando todas las aplicaciones que use en su día a día den el paso a los 64bit. Ha pasado sólo un año desde la introducción del A7, y es ahora cuando empezamos a ver varias aplicaciones con es salto a los 64bit. La mayoría no lo ha hecho todavía, pero cuando llegue el día, espero que el GB de RAM del iPhone 6 no sea el cuello de botella y lastre que son hoy en día los escasos 512Mb de RAM de los iPhone y iPads más antiguos.

Pantalla

La pantalla es el elemento más importante de nuestros smartphones, y sobre la que gira todo el diseño del terminal. La nueva pantalla del iPhone 6 es más grande, llegando a las 4.7" con una resolución de 1334x750 que mantienen los 326PPI de los iPhone anteriores. Intento ser analítico y riguroso, pero no hay una palabra que pueda definir mejor la pantalla: espectacular.

Resolución

Para muchos la pega de la pantalla del iPhone 6, para mí el acierto. Vengo de un Nexus 5 con una densidad de pixeles bastante mayor, pero en los días que he usado el iPhone 6 nunca me ha molestado esa menor nitidez. Nunca pienso en ella y sólo lo noto si tomo conciencia al leer texto o compararla directamente con el Nexus 5. ¿Es mejor 500ppi que 326ppi? Obviamente, pero creo que la mejora no es tan grande si se comprometen otras partes de la misma y conlleva un consumo excesivo que una batería de 1815mAh no iba a poder manejar. El iPhone Plus cuenta con resolución "Retina HD" con una densidad de 401ppi. Esto es subjetivo, pero creo que Apple ha hecho bien en no introducir la resolución 1920x1080 en el iPhone 6 de 4.7". Hubiese mermado el tiempo de uso del terminal en el día a día. Más tarde comentaré algo sobre esto en el apartado de la batería.

Ángulos de visión

iphone-6-pantalla

Apple ha sido una de las primeras en mencionar los pixeles de doble dominio, pero la técnica no es tan novedosa y ya ha sido utilizada previamente por otros fabricantes para mejorar los ángulos de visión sobre todo en el mercado profesional y médico. El resultado es que cada pareja de pixels forma un ángulo por el que compensar la diferencia de exposición a la luz que se da en determinado ángulos. La pantalla se ve perfectamente la mires desde donde la mires, no sólo en legibilidad si no en la fidelidad del color representado: los blancos ya no adquieren tonalidades rojas, azules o amarillas dependiendo del ángulo en que miremos la pantalla. Los ángulos y fidelidad de color son mucho mejores que las mejores Amoled que haya visto.

Brillo, contraste, saturación y resto de características

La pantalla además de ser genial técnicamente como veremos produce la sensación de no ver una imágenes a través de un cristal. El panel protector es tan fino y está tan bien tratado que la imagen parecer ser pintada sobre el cristal a los ojos del usuario, es realmente impresionante y solo el HTC One M8 se acerca en este sentido.

El brillo máximo ronda los 560 nit, una cifra muy elevada y que proporciona colores fieles y vivos así como una perfecta legibilidad incluso a pleno sol. Puede que haya pantallas con más brillo, pero al menos en mi uso me ha servido perfectamente. La calidad de los negros ha sido mejorada considerablemente, y si comparamos con el iPhone 5S estos lucen grisáceos. Tiene un nivel de negro muy parecido al del LG G2 que también tiene una pantalla fantástica en este sentido.

El contraste, brillo, saturación y fidelidad de color rozan la perfección

El ratio de contraste supera los 1.500, algo impresionante, las fotos lucen espectaculares y llega casi a doblar el ratio de contraste de la paupérrima pantalla del LG G3 (en serio, es una pantalla horrible para un flagship).

El punto de calibración de blancos parece oscilar entre los 6.500 y los 7.500 y aunque yo no pueda medirlo, os puedo decir que agradará a todo el mundo. Los blancos son blancos sin llegar a ser azulados, y la imagen es viva y agradable sin pecar de calidez. En todos los teléfonos que he tenido siempre he detectado problemas de imágenes amarillentas o azuladas salvo en el iPhone 6. El punto de calibración idóneamente debe de estar en torno a los 6.500, pero no es un defecto de la pantalla que difiera de esa cifra "ideal", es calibración y la del iPhone 6 me encanta.

La saturación y la fidelidad de color de la pantalla del iPhone 6 no tienen rival a día de hoy y solo el Note 4 proporcionará de una calidad de imagen parecida a la del iPhone 6. Es en definitiva, una pantalla que roza la perfección y a la que no se le puede poner pega alguna.

Cámara

bokeh_puerto

Sobre el papel la cámara es prácticamente la misma que la que encontramos en el iPhone 5S, pero hay muchísimos cambios sutiles que mejoran considerablemente la calidad de las imagenes tomadas por la cámara del iPhone 6. La cámara es de 8Mpx, manteniéndose desde el iPhone 4S en la misma cifra, ya que es la cifra idónea para proporcionar el mejor equilibrio entre nivel de detalle y rendimiento a baja luz. Pero ya sabemos que los megapixels no lo son todo y Apple ha incluido un nuevo sensor en el iPhone 6 y mejorado sustancialmente su ISP — Procesador de la señal de imagen— junto al nuevo A8.

No podréis verlo en acción, pero el auto enfoque phase-detection es espectacular. Siempre he estado acostumbrado a tardar varios segundos intentando enfocar y hasta me cuesta adaptarme a lo rápido que enfoca en iPhone 6, es instantáneo: cada movimiento conlleva un enfoque instantáneo. Es la cámara más rápida que he probado nunca. Hay controles manuales disponibles, en la aplicación de cámara Stock, como el control es exposición, y todavía suelo enfocar manualmente, pero nunca había sido tan rápido sacar el teléfono y capturar un momento de forma nítida y fiel.

Los colores, la nitidez y el efecto bokeh de la cámara del iPhone 6 son excelentes.

Los colores, la nitidez y el efecto bokeh de la cámara del iPhone 6 son excelentes.

La cámara del iPhone siempre ha sido la mayor ventaja del terminal frente a la competencia, y lo sigue siendo. La fidelidad de color, la rapidez de enfoque, la nitidez y el rendimiento que tiene la cámara en todas las situaciones a las que la he sometido son sobresalientes. Por supuesto, hay muchos smartphones que se acerca y superan en algún aspecto a la cámara del iPhone 6, pero esa sensación de sacar el móvil del bolsillo y saber que va a realizar la foto a la perfección es insustituible bajo mi humilde criterio.

pescador

otono

En condiciones de baja luz es donde encontramos la gran diferencial en comparación al iPhone 5S. Las mejoras en sensor y procesador proporcionan un rendimiento a baja luz a las cámara del iPhone 6 muy bueno, siendo lo más destacable la ausencia de ruido y el tratamiento del mismo cuando lo hay siendo muy cuidado y generando grano al estilo película, no artefactos en la imagen.

La gran mejora de la cámara se da en condiciones de baja luz, donde destaca el bajo ruido de las fotografías.

La gran mejora de la cámara se da en condiciones de baja luz, donde destaca el bajo ruido de las fotografías.

atardecer_puerto

El iPhone 6 introduce mejoras importantes en la grabación de vídeo. Gracias al nuevo procesado, puede grabar los vídeos 1080p a 60fps, por lo que nuestras grabaciones captaran una fluidez extra que se agradecerá mucho en escenas de acción. Además, la cámara lenta logra grabar a 240fps, creando espectaculares videos slow-motion al ser reproducidos a una velocidad "normal". La estabilización digital se ha mejorado, logrando que la mayoría de videos tomados a pulso salgan correctamente. El iPhone 6 Plus además cuenta con estabilizador optico siendo la grabación de vídeo en movimiento y el rendimiento a baja luz al hacer fotos sus mayores ventajas frente al iPhone 6.

Todas las fotos han sido tomadas en auto, sin tocar absolutamente nada ni han sido retocadas tras su toma. Los resultados son muy buenos, pero lo más destacable es su eficacia: no debes tocar manualmente decenas de controles para tener una muy buena foto. Sacar del bolsillo y disparar, es la gran virtud de la cámara del iPhone 6 que unida a su rendimiento en baja luz y las mejoras en la grabación de vídeo pueden hacer a muchos usuarios contentos con el iPhone 5S dar el salto. El iPhone sigue teniendo la mejor cámara en computo general del mercado móvil.

Batería

En la práctica, el iPhone 6 me dura más que el Nexus 5 pese a tener menos capacidad de carga su batería. Puedo pasar todo el día fuera de casa con bastante uso en 3g sin preocuparme de que se agote antes de acabar el día, aunque no suelo salir de una red Wi-Fi muchas horas en mi día a día. Nunca he tenido problemas con ese aspecto y menos con el iPhone 6. Usándolo la batería desciende más o menos como mis anteriores smartphones, pero en reposo es bestial su duración. Mi iPhone 6 puede estar en la mesa mientras trabajo recibiendo notificaciones y comprobando algunas de ellas y no descender apenas la carga de la batería, algo que nunca he logrado en Android, sobre todo por el SoC 20nm y el control de iOS 8 con las actividades en segundo plano. Si tienes un iphone 5S, la batería te durará algo más, pero no es un cambio gigante. No obstante si llegabas muy justo al final del día el iPhone 6 solucionará estos problemas.

La batería del iPhone 6 ha sobrepasado mis expectativas

Pese a las reducidas dimensiones y peso del terminal, Apple ha logrado que su teléfono llega con holgura al día de uso, algo que hubiese sido imposible —teniendo en cuenta el aumento de consumo de la pantalla— de no haber optimizado su SoC y SO al máximo. Son esos trabajos sutiles y no publicitados los que logran esta eficiencia energética. Me ha sorprendido gratamente la batería del iPhone 6, aunque los usuarios que necesiten hacer uso intenso del terminal alejados del WiFi deberán ver otras opciones como el iPhone 6 Plus.

Por último, quería recomendaros que uséis el cargador del iPad, ya que el iPhone 6 trae consigo el cargador de siempre y suministra menos potencia que el del iPad resultando en una carga más lenta. Si soléis cargar el iPhone entre horas notaréis una significativa ventaja usando el cargador de 2.1A del iPad. Apple debería haber incluido este cargado al menos en el iPhone 6 Plus cuya capacidad de batería es muy grande para ser cargado con un cargador de tan baja potencia como es el del iPhone.

Software

ios8

El iPhone 6 incluye la última iteración del sistema operativo móvil de Apple. iOS 8 es lo que de verdad me ha hecho dar el salto de Android al iPhone, ya que gracias a él un gran número de limitaciones históricas de los iPhone han sido eliminadas, dando la posibilidad a los desarrolladores de crear aplicaciones mucho más potentes.

Lo más importante son las extensiones y la forma en la que ha cambiado iOS 8 mi forma de trabajar en el iPhone y iPad. iOS 7 nos brindó del cambio estético que necesitaba el iPhone en su interfaz, iOS 8 es la ruptura de las cadenas que ataban sus maravillosas aplicaciones. Voy a reseñar por tanto las características propias de iOS 8 para los nuevos iPhone 6 y iPhone 6 Plus, pero me gustaría hacer hincapié sobre la importancia que tiene iOS 8 en el nuevo iPhone 6: una autentica revolución en el sistema operativo de los de Cupertino.

display_zoom

Apple ha proporcionado dos modos de usar las pantallas más grandes de los iPhone mediante su Display Zoom: mostrando más contenido o haciéndolo más grande para las personas con problemas de vista. Ha aprovechado así mismo el mayor espacio para incluir accesos en el teclado landscape y sus aplicaciones muestras más información que antes. Son buenos cambios, pero creo que Apple no ha aprovechado del todo las posibilidades de una pantalla mayor, aunque estoy seguro que en iOS 8.1 veremos avances.

iOS 8 es fantástico, pero Apple puede aprovechar mejor el tamaño de pantalla del iPhone 6

Reachability es la solución de Apple a la nueva altura de sus terminales, sobre todo la del iPhone 6 Plus. Consiste en reducir la pantalla a la mitad, mostrando la parte superior de la pantalla en la mitad inferior del dispositivo, pudiendo acceder a los elementos antes inaccesibles con total comodidad. En el iPhone 6 nunca he requerido utilizarlo, ya que con el tamaño actual es fácil y cómodo llegar arriba de la pantalla.

El problema de las nuevas pantallas es que la mayoría de aplicaciones no están adaptadas todavía, por lo que son renderizadas a la resolución del iPhone 5 y expandidas a pantalla completa en el iPhone 6, por lo que lucen carentes de definición y con una interfaz gigantesca. Los desarrolladores ya están enviando a revisar sus aplicaciones adaptadas y en la App Store contamos con muchas de ellas ya perfectamente adaptadas a la nueva resolución. Aplicaciones como Whatsapp o Instagram son cuánto menos desagradables de utilizar ahora mismo.

iOS 8 parece iOS 7 a simple vista, pero es un cúmulo de pequeños detalles, funciones y cambios de filosofía los que hacen de iOS 8 un sistema operativo excelente. No sólo cuenta con las virtudes habituales de iOS, sino que acorta terreno en todas las características que pertenecían en exclusiva a Android y que tanto necesitaba el sistema operativo. Apple no solo cuenta con el mejor elenco de desarrolladores, les ha brindado además la posibilidad de que sus aplicaciones interactúen entre ellas. Son cambios que con el paso de los meses apreciaremos en su totalidad.

Sonido

iPhone 6

El volumen del altavoz sigue siendo de los más altos y con mayor calidad de los smart phone delgados de gama alta, sólo superado por el Boom Sound del HTC. Varios usuarios reportan una disminución en volumen con respecto al iPhone 5S, pero no es excesiva y no creo que haya problema ya que se oye sin problema hasta en entornos ruidosos. El sonido es bastante bueno teniendo en cuenta las limitaciones físicas del emplazamiento y dimensiones del altavoz.

El sonido es igual de bueno que siempre, no ha mejorado

El chip de sonido es el mismo que el que podemos encontrar en el iphone 5S y la calidad de audio vía auriculares es muy similar, siendo excelente. La salida de audio es cristalina en los agudos, cálida y tiene gran escena sonora. No hay mejoras grandes al respecto, ni se permite la reproducción a más de 48.000hz, pero hasta que no se popularicen los formatos de alta definición no lo calificaría como inconveniente o fallo.

Conclusión

9.5
10

No será un dispositivo recordado por su innovación, ni por ser el mejor en algo determinado, pero es sin duda uno de los mejores —diría que el mejor— smartphones del mercado. Apple ha logrado dar lo que los usuarios pedían, e introducir sutiles cambios que en el día a día mejoran increíblemente la experiencia de usuario.

El diseño está muy cuidado: manteniendo la densidad, reduciendo grosor y aumentando la batería. Además de se ha incrementado el rendimiento sin aumentar su consumo, la cámara es notablemente mejor y más rápida pese a ser igual que la de su antecesor en el papel. Son cambios que están ahí y son producto de sacar el máximo provecho a los materiales y hardware del que se dispone.

Todos los detalles han sido cuidados. Ningún punto flaquea en exceso, no hay compromisos ni taras. Aporta características sin comprometer las demás. Apple ha logrado adaptar a sus terminales todos los elementos que hacían a los usuarios plantearse alternativas en la competencia y lo ha hecho de una forma excelente.

Queda margen de mejora, pero me gusta el camino que ha tomado Apple con el lanzamiento del iPhone 6 y iOS8 y creo que es un acierto escuchar a los usuarios de vez en cuando.

Pros

  • Pantalla espectacular, la mejor del mercado
  • Una cámara fantástica con multitud de aplicaciones que la complementan
  • Muy buena batería pese al tamaño y grosor del terminal
  • Diseño y materiales

Contras

  • iOS 8 podría usar de una forma más eficiente el incremento de pantalla
  • 1GB de RAM, que aunque suficiente, se hace escaso en situaciones límite
  • Las bandas de la parte trasera podrían haber estado más trabajadas
hazte socio

Recomendados