Hay a quien le gusta conocer a los animales a través de documentales. Otras personas, en cambio, dejan estos vídeos para la siesta y optan por formatos más concisos, como la fotografía. Pero si, además, se trata de fotografías amenas y simpáticas, mejor que mejor. Por eso, los Comedy Wildlife Photography Awards son de los premios de fotografía de la vida salvaje más aclamados.

Este año, la imagen ganadora representa a un cachorro de león bajando de una forma un tanto aparatosa del árbol en el que estaba subido. La imagen, además, va acompañada de un simpático título: “Reflejos no tan felinos”. En cuanto a su autora, Jennifer Hadley, sin duda está de enhorabuena, pues no solo se ha hecho con el premio del jurado. También ha ganado el del público, con una simpática imagen de dos pingüinos, titulada: “Háblale a mi aleta”.

En total han participado 5.000 fotografías, procedentes de 85 países diferentes. Hadley se ha hecho con el primer premio, consistente en un safari a Kenia en el que, seguro, obtendrá muchas más fotos interesantes.

No te preocupes, el león salió sano y salvo

Si te preocupa como a nosotros lo que pudo ocurrirle al león, puedes relajarte. En un comunicado reproducido por IFLScience, la autora de la fotografía señaló que tanto ella como sus acompañantes esperaron a ver cómo se encontraba el animal y comprobaron que se levantó y corrió sin problemas.

Al parecer, el animal, que debía tener unos 3 meses, no tenía aún mucha soltura para trepar por los árboles, de ahí que la bajada del tronco fuese menos majestuosa de lo esperado.

Otras fotografías ganadoras

Además del premio principal de Hadley, correspondiente al público y a la Categoría de Criaturas de la Tierra, hubo otras tres categorías premiadas: el Premio de Categoría Submarina, recibido por Arturo Telle Thiemann, la Categoría de Criaturas del Aire, cuyo ganador fue Jean Jacques Alcalay y la Categoría Think Tank Photo Junior, con la que se premió al joven de quince años Arshdeep Singh.

Aun así, hubo otras fotos muy aclamadas que, a pesar de no hacerse con ninguno de los galardones, han sido muy compartidas tras la publicación de los ganadores.

En ellas se pueden ver desde canguros deportistas hasta simpáticos mapaches saludando casi como humanos. También hay ardillas saltarinas, patos usando hileras de tortugas para cruzar el río e incluso un falso Pegaso que nada tiene que ver con la mitología griega. 

Solo pueden ganar unos pocos; pero, desde luego, todos eran merecedores de que su trabajo se conozca. 

Deja un comentario

Participa en la conversación, deja tu comentario