El próximo paso de Xiaomi será permitir que puedas controlar tus dispositivos con la mente. Aunque todavía estamos lejos para operar con telepatía el móvil, la empresa china busca dar los primeros pasos en su línea de domótica. Usando la diadema MiGu los usuarios podrán operar sus dispositivos de hogar inteligente a través de ondas cerebrales.

De acuerdo con IT Home, la diadema MiGu de Xiaomi fue la ganadora del tercer hackaton en línea convocado por el fabricante chino. Creada por un grupo de ingenieros de la empresa, esta diadema cuenta con tres puntos capaces de registrar señales eléctricas del cerebro. Los usuarios pueden usar ondas cerebrales para controlar los dispositivos inteligentes del hogar.

Debido a que las personas producen diferentes señales eléctricas dependiendo del estado emocional, los ingenieros entrenaron a la MiGu para reconocer diferentes ondas cerebrales. Sus creadores anticiparon que no solo servirá para controlar dispositivos inteligentes, sino también para detectar la fatiga al conducir.

Xiaomi publicó un video en su canal oficial de Weibo donde puede verse el prototipo de la MiGu en acción. El cuerpo de la diadema fue construido utilizando una impresora 3D y se ajusta por medio de una correa. Tras emparejar el dispositivo con el móvil y el ordenador, es posible realizar algunas funciones para controlar la música en un altavoz inteligente. La MiGu integra tres sensores y dos conectores para el lóbulo de la oreja.

Los ingenieros mostraron algunas representaciones en 3D de cómo sería el diseño final de la MiGu. Aunque es interesante el primer acercamiento, la realidad es que hay mucho camino por delante antes de materializarlo. EL proyecto se realizó en apenas 48 horas, por lo que hay espacio para mejorar el diseño final. Fei Wang, vicepresidente del comité técnico de Xiaomi, dijo que los resultados logrados por los ingenieros en tan corto tiempo son impresionantes. No obstante, la MiGu tiene algunas carencias.

Xiaomi MiGu: precio y disponibilidad

l

Por el momento la diadema MiGu de Xiaomi se encuentra en fase de prototipo y no existe información sobre cuándo estará disponible para el público. Los ingenieros necesitan mayor tiempo para pulir los algoritmos de aprendizaje automático. De este modo tendría mucho mayor confiabilidad y la posibilidad para controlar más dispositivos o detectar ciertas emociones.

El tercer hackaton de Xiaomi es un evento donde ingenieros de la empresa presentan prototipos de productos que podrían desarrollarse a futuro. Aunque no es garantía que se desarrollen en su totalidad, algunas ideas y tecnología terminarán integrándose en alguna de las líneas de consumo de Xiaomi durante la próxima década.