Samsung presentó oficialmente el UFS 4.0, la próxima generación de su tecnología de almacenamiento flash que promete un mejor rendimiento y eficiencia energética. Samsung reveló en Twitter las nuevas especificaciones de sus memorias ultrarrápidas que no solo llegarán con velocidades de lectura y escritura más rápidas, sino también con mayor autonomía para la batería del iPhone y otros smartphones Android.

De acuerdo con la surcoreana, UFS 4.0 ofrece una velocidad de hasta 23,2 Gbps por carril, el doble que el estándar UFS 3,1 que se encuentra en los móviles actuales. "Ese ancho de banda es perfecto para los smartphones 5G que requieren una gran cantidad de procesamiento de datos", dijo la tecnológica en su cuenta de Twitter.

Samsung aseguró que UFS 4.0 se apoya en sus memorias V-NAND de 7a generación y un controlador propietario. En términos de rendimiento, la memoria de tu futuro iPhone o Android alcanzará velocidades de lectura de hasta 4.200 MB/s y escritura de 2.800 MB/s. En la práctica, tu móvil accederá a los archivos o aplicaciones en menor tiempo y no tendrá problema para manejar una alta cantidad de datos.

Con el UFS 4.0, Samsung promete un mejor rendimiento del móvil sin sacrificar la batería

Aunque los números no dicen mucho a un consumidor promedio, la implementación del UFS 4.0 marca un salto considerable con respecto al UFS 3.1. No solo las velocidades de transferencia de datos, lectura o escritura son dos veces mejor, sino también la eficiencia energética.

Actualmente el UFS 3.1 ofrece velocidades de lectura secuencial de 3,2 MB /s por mAh, mientras que UFS 4.0 alcanza los 6 MB/s por mAh. La optimización garantiza que el chip de memoria será más eficiente y consumirá menos energía, alargando el tiempo de batería de tu móvil.

Samsung confirmó que la memoria UFS 4.0 vendrá en un paquete compacto con dimensiones máximas de 11 mm x 13 mm x 1 mm. Estas medidas son inferiores a los chips actuales de memoria, lo que abre la puerta a que los fabricantes integren nuevos componentes.

La surcoreana reveló que comenzará la producción en masa de sus chips UFS 4.0 durante el tercer trimestre de 2022. La buena noticia es que no tendremos que sufrir por espacio de almacenamiento, ya que Samsung prometió capacidades de hasta 1 TB.

El primer smartphone con esta tecnología podría ser el Samsung Galaxy S23, seguido de otros modelos de gama alta de la empresa. Se espera que otros fabricantes comiencen a integrarlo en sus modelos a finales de 2022 y durante todo el 2023.