El desarrollo del Apple Car se ha topado con varios obstáculos en los últimos meses, tras la partida de varios ingenieros clave en el proyecto. Sin embargo, Apple ha decidido plantarle cara a la situación con la incorporación de una figura con una vasta experiencia en la industria automotriz.

Según reporta Bloomberg, los de Cupertino han sumado a Desi Ujkashevic al equipo a cargo de su supuesto coche eléctrico y autónomo. Estamos hablando de una ejecutiva que llega procedente desde Ford; allí se desempeñó durante los últimos 31 años y supervisó distintas facetas de la ingeniería de un automóvil.

Por lo pronto se desconoce específicamente cuál será su rol en la creación del Apple Car, ya que los californianos mantienen sus planes en secreto. No obstante, es lógico pensar que, por sus amplios conocimientos sobre la producción de coches, ocupe un lugar preponderante para revitalizar esta iniciativa.

De acuerdo con el periodista Mark Gurman, el puesto más reciente de Ujkashevic en Ford fue el de directora global de ingeniería de seguridad automotriz. Pero a lo largo de su carrera también se relacionó con otras áreas de ingeniería para distintos modelos de la compañía, incluidos coches eléctricos. Desde el chasis y la electrónica, hasta el desarrollo de la carrocería y los interiores de cada vehículo.

Así, la ejecutiva podría convertirse en el complemento ideal de David Lynch, quien ha quedado a cargo del proyecto del Apple Car tras la salida de Doug Field pero no tiene experiencia en el ámbito de la movilidad.

Apple mantendría su proyección de lanzar el Apple Car en 2025

Desi Ujkashevic, la más reciente incorporación al equipo del Apple Car | Imagen: Ford.

Podría decirse que la llegada de Desi Ujkashevic le ha permitido a Apple "cobrarse" la partida de Field. No olvidemos que el exresponsable de Project Titan, la iniciativa detrás del Apple Car, abandonó la firma de Cupertino para sumarse a Ford. Allí es líder de desarrollo de producto, además de director de vehículos eléctricos y sistemas digitales. Y si bien lleva apenas medio año en la compañía, ya ha provocado un gran impacto.

En cuanto a Ujkashevic, su desembarco en Apple le depararía múltiples desafíos. Por un lado, se especula con que sus conocimientos en ingeniería de seguridad automotriz se utilizarían para dar un salto de calidad en el sistema de conducción autónoma del Apple Car. Pero también se menciona que su experiencia previa lidiando con cuestiones regulatorias le sería de gran ayuda a Tim Cook y compañía mientras dan sus primeros pasos en la industria automotriz.

Cuando Joe Bass, exjefe de gestión de los programas de ingeniería de software del Apple Car, se alejó de Apple a comienzos de este año, se acrecentaron los rumores de que la firma californiana habría considerado poner el proyecto en el congelador. Al fin y al cabo, dicha partida se sumaba a las de Michael Schwekutsch y otros renombrados ingenieros.

No obstante, también se dijo que el 2022 sería el punto de inflexión para la compañía de la manzana, al menos para decidir si su iniciativa de un coche eléctrico y autónomo se mantendría con miras a un lanzamiento en 2025. Por ello, la incorporación de Desi Ujkashevic podría considerarse como la prueba necesaria de que en Apple siguen comprometidos a fondo con esta iniciativa, por más que la mantengan a resguardo bajo siete llaves.