Nadie podía imaginar que una serie sobre ajedrez podría tener tanto impacto. Excepto Netflix, por supuesto. El éxito de Gambito de Dama quizá se debió al contexto: el confinamiento y las series de Netflix fueron un todo. O quizá por lo fresco de la historia. El resultado fue, entre otros muchos, el incremento de los aficionados a este deporte. Y también una demanda para Netflix por un comentario sexista en una de las escenas de la serie.

Nona Gaprindashvili, campeona mundial de ajedrez y maestra de esta disciplina en la Unión Soviética durante la década de 1960, se sintió altamente ofendida por Gambito de Dama. En una de las escenas finales de la serie de ficción ambientada en 1968, la propia Gaprindashvili salía afirmando en la serie que "nunca se había enfrentado contra hombres en los eventos de ajedrez". Era un comentario pertinente en la trama de la serie para demostrar que la protagonista interpretada por Anya Taylor-Joy era única dentro de un mundo de hombres.

Por supuesto, la realidad y la ficción no suelen ir de la mano. Nona Gaprindashvili efectivamente fue una de las mejores jugadoras de ajedrez del mundo y se enfrentó a más de un contrincante. Concretamente a 59 en el momento en el que la serie de Netflix la retrata en un contexto de ficción. Y este es precisamente el detonante del la demanda contra Gambito de Dama y la plataforma de streaming. Gaprindashvili consideró que esa licencia creativa excede los límites del respeto a su persona y que además supone un comentario altamente sexista, denigrante y machista. Con todo, la excampeona de ajedrez presentó la demanda en 2021 ante un juzgado de California.

De la demanda no se ha sabido nada hasta ahora. De Netflix sí. La plataforma consideraba que amparada bajo la Primera Enmienda, tenía licencia para cambiar la realidad en lo que ellos definen una serie de ficción. Además de considerar que el simple hecho de mencionarla en la serie era una forma de reconocer su trabajo. La jueza, encargada de llevar el caso, no opina lo mismo y ha seguido adelante con la demanda contra Gambito de Dama.

Desde el punto de vista de la letrada, el hecho de que la serie estuviese centrada en una historia de ficción no hace que la plataforma de sea inmune a las consecuencias de citar a personas reales. La difamación está presente independientemente del contexto. Y cita, según recoge Variety, que a ojos del espectador la historia válida es la que ven en la serie de ficción y, por tanto, puede afectar a la imagen de la afectada. En este caso, la campeona mundial de ajedrez Nona Gaprindashvili.