La serie de Netflix de El Juego del Calamar parece estar en todas partes. No solo por haberse convertido en la serie más vista de la historia de Netflix, sino por su insólita repercusión. Transformada en un fenómeno de masas, la historia del sádico juego que muestra lo peor y lo mejor de la naturaleza humana es ya un hito televisivo.

Alrededor de la serie han ocurrido todo tipo de circunstancias de índole masivo. Desde el acoso telefónico que sufrió una mujer debido a que su número se incluyó por error en el programa; también el éxito meteórico de las galletas de caramelo que se muestra en un capítulo. Todo lo relacionado con la producción coreana se convierte en una revolución mediática instantánea. 

Y sin duda por ese motivo, la serie parece estar en la mira del mundo de los videojuegos. Los rumores comenzaron hace unas semanas y parecían indicar que varias compañías están muy interesadas en trasladar la historia al universo de las consolas. O al menos, el del terreno de los conocidos battle royale y su atractivo para varios jugadores simultáneos. No obstante, pareció tratarse de información no contrastada y no hubo confirmación de ningún medio al respecto. 

Poco después, hubo algunos comentarios de que El Juego del Calamar reunía todas las características para convertirse en un battle royale de considerable éxito. Para entonces, había transcurrido casi un mes de su estreno y su impacto en la cultura pop era considerable. Ahora, es Tom Henderson, un usuario de Twitter que difunde información confiable sobre la industria de los videojuegos, el que vuelve sobre el tema. El comentarista añadió interés a la información al asegurar que hay planes firmes en marcha.

Aunque no menciona una compañía en específico, Henderson escribió en Twitter: “El futuro del Battle Royale está cerca”, haciendo referencia a la serie. La frase confirma los rumores tempranos sobre la posibilidad, sino a la modalidad que tomaría el juego. Por supuesto, quizás son indicios endebles, pero la repercusión general de El Juego del Calamar parece hacer inevitable el salto de su argumento a otras plataformas. Henderson, que otras veces atinó a pronósticos sobre juegos y actualizaciones, engloba sin duda la idea general de varias compañías. 

'El juego del Calamar' al alcance de una nueva pantalla 

Hasta ahora, videojuegos de considerable repercusión como Fortnite o PUBG: Battlegrounds dejan claro la popularidad de la modalidad. Se trata además de juegos en grupo que podrían brindar la oportunidad a los participantes de crear versiones alternativas a cada partida. Desde la experiencia de Los Juegos del Hambre en Minecraft, la idea de reproducir las mejores características de un argumento en partidas de diseño es sencilla. Y de hecho, más que sencilla, es la evolución natural para un fenómeno de la envergadura de El Juego del Calamar

De hecho, actualmente ya hay un juego muy semejante al éxito de Netflix, aunque en una versión mucho más sencilla y menos cruenta. Fall Guys: Ultimate Knockout de Mediatonic, también utiliza la premisa de un ganador en medio de una serie de competencias complicadas. Por supuesto, la connotación sobre la crueldad y las decisiones humanas que son parte del peso esencial de El Juego del Calamar están ausentes. Pero con un referente tan inmediato, la posibilidad de construir un tablero de juegos interactivo más adulto, violento y audaz, forma parte de la propuesta. 

Sin duda, la gran pregunta es si la historia de Hwang Dong-hyuk admite la simplificación necesaria para un nuevo formato. ¿Tendría el mismo impacto el videojuego sin el componente humano? Resulta dudosa la posibilidad, pero al menos, está claro que ya el reto está en puertas. ¿Comenzará el 2021 con una nueva versión del juego más cruel y peligroso del catálogo de Netflix?