Parece que la marca de wearables de Google, Fitbit, está próxima a lanzar un nuevo producto. Todo apunta a que se trata de nueva Fitbit Charge 5, una pulsera de actividad que se dejó ver parcialmente a principios de mes. Ahora, tras una nueva filtración, se han dado a conocer más características y su precio.

La información llega de la mano del leaker SnoopyTech, quien a través de un tuit reveló un vídeo promocional de la Fitbit Charge 5, cuyos datos coinciden con los filtrados anteriormente y sostienen la idea de Fitbit de seguir apostando en su "enfoque holístico de la salud".

Precisamente, según la filtración, la Fitbit Charge 5 incorporará ECG. Se trata de la capacidad de medir la actividad eléctrica del corazón, es decir, un electrocardiograma. La función permite ver los resultados en la pulsera o en el móvil o tableta.

Fitbit Charge 5, una alidada para controlar la salud

Asimismo, la nueva pulsera de Fitbit llegará con el sensor de actividad electrodérmica (EDA, por sus siglas en inglés) para la gestión del estrés. Las dos mencionadas características, ya están disponibles en la Fitbit Sense.

Pero esto no es todo. La Fitbit Charge 5 estrenará una nueva función que, con base en los datos recogidos por los sensores, otorgará una puntuación diaria. De acuerdo a este valor, la pulsera recomendaría los entrenamientos más adecuados para el usuario.

En algunos casos, la función de puntuación podría recomendar ejercicios como yoga o medicación, mientras que en otros entrenamientos más intensivos. Eso sí, la función solo estará disponible para los suscriptores de Fitbit Premium.

Crédito: Evan Blass

Como ya han adelantado las filtraciones anteriores, uno de los puntos más fuertes de la Fitbit Charge 5 será la adopción de una pantalla a color. Esta característica llegará para darle mejor apariencia —y funcionalidad— a la pulsera.

Y ahora, lo más importante. De acuerdo al tweet de Snoopy, la Fitbit Charge 5 se ofrecerá a $179 dólares. En caso que esto se haga realidad, llegará con un precio algo más elevado que la versión actual, que se ofreció inicialmente a $149 dólares. Esos 30 dólares adicionales podrían ser el costo a pagar por el nuevo diseño, funciones y, sobre todo, la pantalla a color.