Los emojis son unas de las formas de expresión digital más utilizadas. En la actualidad están presentes en casi todos los mensajes personales y, desde que explotó el teletrabajo, en un gran número de comunicaciones laborales. Por supuesto, también en las redes sociales. Los emojis en Facebook, Instagram, por supuesto WhatsApp y Twitter son, en sí mismos, toda una forma de expresión. Una que a veces no termina de quedar del todo clara, pero que sigue siendo una tendencia.

En este contexto, la red social de los 240 caracteres ha recopilado cuáles son los emojis más utilizados en sus tuits. Del 1 al 40, el ránking es bastante claro dando luz a las intenciones de los usuarios de Twitter y a su forma de expresarse.

Con especial relevancia de los emojis que expresan sentimientos –la cara con lágrimas de risa o Face With Tears Joy, el corazón, llora o para expresar emoción–, destaca el número 5 de la lista. El relacionado con el reciclaje o la economía circular. Un dato interesante que demuestra los intereses e inclinaciones de los usuarios de la red social. En el número 28, el corazón morado relacionado con los movimientos feministas y activismo.

Pero más allá de los más comunes, el número 20; aquel que no termina de saberse si sirve para pedir algo o son dos manos chocándose. Según la Emojipedia son dos palmas chocando los cinco, lo que nos indica que, de facto, su significado se aleja de la realidad. Y como él, otros tantos que no quedan demasiado claros.

Crédito: Hootsuite

¿Un dato curioso? Los emojis de nuevo cuño, esos que se estrenan cada año sumándose a la larga lista de opciones, no aparecen en el listado. Como era de esperar, siguen siendo los tradicionales y sencillos los que más se usan al menos en Twitter y muy seguramente en el resto de redes sociales.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.