Convertir tu iPhone o iPad en una consola de videojuegos ya es más fácil que nunca. Hasta ahora, podías jugar con tu iPhone o iPad directamente desde la pantalla del propio dispositivo. El catálogo de juegos es interminable con títulos tan potentes como Minecraft, Fortnite, Among Us o Call of Duty. Vamos, que jugar con tu iPhone no dista mucho de otras consolas de videojuegos portátiles. Sin embargo, hasta ahora no podías usar un mando de PlayStation 5 o de Xbox One X.

Primero surgieron periféricos de juego y mandos inalámbricos para conectar al dispositivo de Apple. Luego llegó la compatibilidad con PlayStation y Xbox. Y con la actualización de iOS 14.5, ya puedes emparejar directamente el mando de videojuegos las consolas de última generación de Sony y Microsoft.

Gracias a las recientes actualizaciones del software de tus dispositivos Apple, ya puedes emparejar el mando de PlayStation 5 o Xbox One Series X, los mandos oficiales más recientes de Sony y Microsoft con tu iPhone u otro dispositivo Apple. Sin cables, a través de Bluetooth, y compatible con juegos tanto de la App Store como de Apple Arcade.

Lo bueno es que sirve tanto para jugar con iPhone como para iPad, Apple TV o Mac. El requisito es que tengan el software más reciente. En el caso de iPhone y iPad, iOS 14.5. Funciona tanto con los mandos de Xbox One X como de PlayStation 5. Lo malo es que no todos los juegos son compatibles.

Emparejar un mando de PlayStation 5 o Xbox One Series X

Para jugar con tu iPhone usando un mando inalámbrico tienes que emparejarlo previamente. Ahora que puedes usar un mando de Xbox One Series X o PlayStation 5 DualSense, has de saber que configurarlos es muy fácil. Tanto como conectar cualquier dispositivo Bluetooth.

Es decir, desde iPhone o iPad, activa el Bluetooth. Lo encontrarás en Ajustes. Si enciendes el mando de videojuegos, normalmente pulsando durante unos segundos el botón principal, el mando aparecerá en la lista de dispositivos detectados.

Si no aparece en la lista, tendrás que poner el mando en modo de emparejamiento. Para hacer esto con un mando de PlayStation 5, tendrás que pulsar a la vez durante cinco segundos los botones PS y Share. Ahora debería aparecer en la lista de dispositivos detectados por tu iPhone. Al pulsarlo en esa lista, ya estarán emparejados tu iPhone y tu mando de PlayStation. Ahora podrás usar ese mando para jugar con tu iPhone o iPad.

Con el mando de Xbox One Series X hay que hacer algo parecido. Para ponerlo en modo de emparejamiento, tendrás que pulsar durante unos segundos el pequeño botón que encontrarás en la cara frontal del mando. La luz del botón de inicio parpadeará. Ahora debería aparecer en la lista de dispositivos detectados de tu iPhone. Pulsa el nombre de la lista y ya estarán emparejados. Ahora podrás jugar con tu iPhone o iPad usando un mando de Xbox One X.

Hay varias cosas a tener en cuenta. Primero, no todos los juegos son compatibles con el uso de mandos de videojuego como los de PlayStation o Xbox. Por lo demás, si has emparejado un mando con tu iPhone, iPad, Apple TV o Mac, tendrás que volverlo a emparejar si quieres usarlo con la consola original. Por último, para desemparejar un mando, desde Ajustes > Bluetooth, pulsamos en el icono de información del mando y luego pulsamos en Omitir dispositivo.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.