Son tiempos de cambios considerables en la industria del cine... y Nolan y Warner son protagonistas. Algunos tan significativos que están destinados a cambiar el mundo cinematográfico tal y como lo conocemos. La pandemia aceleró la transición en la proyección en sala y la llegada de los grandes estrenos a streaming.

Los más afectados son el talento detrás y frente a las cámaras. Después de que meses atrás HBO Max tomará la decisión de equiparar la proyección de cines al streaming, varias voces críticas se alzaron en Hollywood. Una de las más importantes fue la del director Christopher Nolan, que resumió el malestar general que provocó la decisión. Para el realizador británico, la maniobra de Warner entorpecía el regreso a salas, sino que comprometía directamente el trabajo de los equipos creativos. Su postura dejó claro que la estrategia del estudio no le resultaba conveniente ni satisfactoria.

Nolan ya avisó y parece que cumplirá

Warner Bros.

La semana pasada, Wall Street Journal publicaba un artículo que pone en claro que la situación es tan grave como se temía. Después del controvertido movimiento que establece estrenos simultáneos en streaming y salas de cine para buena parte de los estrenos de Warner, lo más probable es que Christopher Nolan no regrese al estudio con su próximo proyecto.

Por ahora no hay declaraciones del estudio ni tampoco del director acerca del tema. Pero según WSJ, es evidente que la decisión es una consecuencia directa al hecho que Warner tomó una resolución no consultada que afecta la integridad del trabajo de Nolan y otros tantos directores bajo la firma del estudio.

El 3 de diciembre, HBO Max anunciaba a través de redes sociales en un comunicado sorpresivo que todo su esquema de estrenos cambiaría a partir del año 2021. En el anuncio se específica que varios de los grandes estrenos destinados al cine también formarían parte del catálogo casi de forma simultánea. El 7 de diciembre Nolan expresó “incredulidad” por la decisión.

El realizador británico, que ha pasado gran parte de la pandemia luchando por la supervivencia de las salas de cine, fue de los más desconcertados por la decisión de Warner. Con un activismo claro en defensa del regreso de la proyección en salas, en marzo del 2020 Nolan publicó un artículo abierto sobre el tema. Para el realizador, el anuncio fue un movimiento desleal. Criticó a su antiguo estudio por enviar películas a su “incipiente servicio de transmisión”. Nolan también criticó a Warner por no proporcionar a sus directores, actores y otros artistas ni siquiera una explicación clara de la decisión.

'Tenet', el principio del fin

En medio del impulso promocional para el lanzamiento en diciembre de Tenet, Nolan dijo a Associated Press que estaba “aliviado” de que su épica de espionaje no se viera envuelta en el “lío” de HBO Max. En este contexto, Warner no se disculpó. La presidenta y directora ejecutiva de WarnerMedia, Ann Sarnoff, dijo a CNBC que el fracaso en taquilla de Tenet fue una fuerza impulsora detrás de la decisión de HBO Max. La ejecutiva indicó que las cifras en taquilla de Tenet — alrededor de 60 millones de dólares en EE.UU. — fueron un indicio claro de que las salas de cine no estaban listas para una posible reactivación.

Las declaraciones causaron consternación en Nolan, que por más de veinte años ha sido uno de los activos más valiosos del estudio. Hasta ahora, las películas del director han ganado más de 4.00' mil millones de dólares en todo el mundo, por lo que considera que las declaraciones de Sarnoff no solo no son respetuosas, sino que además son del todo inmerecidas.

Por otro lado, el regreso a salas lado se trata de un dilema que, según algunas fuentes anónimas, Nolan no comprende del todo. La industria está en un momento extraño en el que muchos cines están cerrados debido a las restricciones de la COVID-19, y es un hecho que el fenómeno afectará a futuro la proyección en salas. Hay indicios de que cuando finalmente se levanten las restricciones es muy poco probable que el público regrese en masa o haya espectáculos taquilleros como en los años previos a la emergencia sanitaria. Los estudios no desean correr riesgos; necesitan la flexibilidad para diseñar lanzamientos que les den el mayor rendimiento. Y Nolan no es especial una figura que facilite la transición.

Un genio complicado

Considerado uno de los grandes directores contemporáneos, Christopher Nolan es también un fenómeno complicado para los estudios. Para que una película del director se lleve a cabo, cualquier estudio debe invertir una considerable cantidad de dinero. No solo para la producción, que por descontado rebasan cualquier otra. La inversión debe incluir una cifra considerable en Marketing, que puede abarcar desde publicidad tradicional hasta libros. Todo dejando el completo control creativo al director.

Warner tiene una larga tradición de apoyar talentos de una manera total. Lo hizo con Stanley Kubrick y Clint Eastwood, por lo que su apoyo irrestricto y sin preguntas a Nolan siempre se dio por descontado.

¿Quién podría soportar a Nolan ahora?

Eso pone a Nolan en una situación complicada. Pocos estudios están dispuestos a correr riesgos en un momento en especial delicados. Paramount Pictures ha pasado la pandemia vendiendo títulos a plataformas streaming. No sería uno de los que podría ofrecer al británico las ventajas y exigencias que necesita para crear. Lo mismo podría decirse de Sony, que aunque de estar interesado en varias de las grandes ideas de Nolan no cuenta con el presupuesto suficiente para poner a su disposición los recursos que necesita. Por otro, Disney tendría el dinero y también la disposición a escuchar, aunque es poco probable brinde la libertad creativa que aspira Nolan.

El único estudio que podría contratar a Nolan en condiciones parecidas a las que disfrutar en Warner sería Universal Pictures. Además, el estudio llegó en noviembre a un acuerdo con Cinemark y AMC Theatres, las principales cadenas de cine de EE.UU. Según el flamante contrato, **todas sus películas llegarían al cine. **

De estar interesado en un trato semejante, las producciones de Nolan podrían hacerse más discretas — como Insomnia o The Prestige— lo que brindarías ganancias a Universal, y también permitirían ser proyectadas en cine. Sin embargo, films de una envergadura tan pequeña no necesitan contratos a largo plazo, por lo que el director tendría que al menos renegociar con el estudio las condiciones de cada uno de sus proyectos. ¿Estaría dispuesto a a hacerlo?

Y desde el streaming

También hay un terreno que quizás Nolan decida explorar, a pesar de sus reticencias. Netflix, Apple y Amazon podrían darle a Nolan toda la libertad creativa y financiera que siempre ha querido.

Cada una de las compañías, tiene proyectos cinematográficos originales de 200 millones en desarrollo. Apple con Killers of the Flower Moon de Martin Scorsese, Netflix con The Grey Man de los hermanos Russo y Amazon con The Tomorrow Man de Noble Jones. Cada director goza de una completa libertad para crear y usar los recursos como mejor le convenga. Ideal para Nolan.

Pero hay un problema: ninguna de las plataformas proyectaría exclusivamente en cines. Algo que sin duda sería una exigencia formal de Nolan. Solo Netflix tiene un contrato de un mes en salas pequeñas y seleccionadas de sus títulos destinados a la alfombra roja. ¿Es suficiente para el británico?

Por último, hay una salvedad que quizás impida que Nolan pueda escoger el mejor camino de inmediato. Tenet por ahora es una incógnita en sus resultados en plataformas y aunque el nombre de la película continúa escuchándose entre lo mejor del 2020, no se considera en especial significativa. Lo que quiere decir que el director tendría que decidir entre las ventajas de un estudio con el que podía dirimir sus diferencias, y otro en el que tendría que exigir desde la casilla cero.

¿Cuál será la decisión del realizador británico? Sin proyectos para este año, lo más probable es que Nolan deba aguardar un poco para finalmente tomar una decisión.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.