A principios de octubre, un bug de Call of Duty: Warzone generó mucha controversia por el gran número de jugadores que lo estaban aprovechando. El fallo consistía en volverse inmortal dentro de la tormenta, permitiendo así atacar a los rivales desde el lugar menos esperado. Pues bien, resulta que el problema está de regreso, y forma parte del accidentado lanzamiento de la primera temporada junto a Call of Duty: Black Ops Cold War.

El "Infinite Stim Glitch", como se le conoce a dicho bug, permite obtener estimulantes infinitos. De tal manera que siempre puedes regenerar tu salud dentro de la tormenta de gas venenoso. Cabe mencionar que el error ya había causado dolores de cabeza en Call of Duty: Warzone a principios de octubre. Se solucionó a través de una actualización, o al menos eso pensábamos. Durante el fin de semana crecieron los reportes de personas aprovechándolo; puedes verlo en el siguiente vídeo:

Hasta el momento de escribir esta publicación, Activision y Raven Software todavía no ofrecen una solución en. Desde luego, estamos ante un bug que puede cambiar el rumbo de la partida en favor de aquellos que lo emplean, por eso la urgencia de que se corrija en cuanto antes. Y claro, sorprende que esté de vuelta cuando aparentemente ya lo habían solucionado hace casi tres meses. Esperamos que los desarrolladores a cargo de Warzone ya se encuentren trabajando en ello.

Los bugs en 'Warzone' no terminan

Si por algo recordaremos esta temporada más allá de ser la primera que se conectó con Call of Duty: Black Ops Cold War, es por los bugs que acecharon al battle royale. Esta es la segunda vez en menos de una semana que te damos a conocer cómo un error está perjudicando la experiencia de los jugadores.

Fue el pasado viernes cuando te hablamos del bug de invisibilidad, mismo que requería un helicóptero de ataque para llevarse a acabo. De hecho, la solución rápida de Raven Software fue retirar la aeronave mientras investigaban el error. Eso sí, hacerse invisible era infinitamente más molesto que ser inmortal dentro de la tormenta. Y es que se hizo común que fueras atacado sin poder observar la ubicación de tu enemigo.