Todavía no tenemos cura definitiva para el VIH. Sin embargo, sí que se ha curado en dos ocasiones. En los casos de Timothy Ray Brown (Estados Unidos, 1944) y el de Adam Castillejo (Venezuela, 1980, residente en Londres). Ahora, un tercer paciente parece estar en remisión tras pasar por un tratamiento distinto, según ha informado Reuters.

En el caso de Brown y Castillejo, ambos se enfrentaron a un cáncer hematológico, por lo que necesitaron un trasplante. Debido a que los pacientes se encontraban infectados con el VIH, los médicos decidieron usar células madre con una mutación. Esta mutación inhibe la entrada del virus en las células y, por tanto, no se pueden infectar. Ninguno de los dos ha vuelto a presentar carga viral en su sangre después del trasplante. No obstante, este tipo de tratamiento es muy complejo y conlleva mucho riesgo. De ahí que se siga buscando otras maneras de curar el VIH.

Sin embargo, este paciente, que es originario de Brasil, ha sido tratado únicamente con fármacos. Y se ha conseguido que el virus remita. Es decir, que si consiguen que vuelva a suceder lo mismo con otros pacientes, es muy posible que estemos ante una cura del VIH. Pero no es tan fácil como uno puede esperar.

"El brasileño de 34 años, a quien se le diagnosticó el VIH en 2012", recogen en Reuters. Los médicos trataron al paciente "con una base de terapia antirretroviral (TARV) que fue potenciada con antirretrovirales adicionales". Además, se añadió otro medicamente, llamado nicotinamida. Este fármaco es "una forma de vitamina B3".

El tratamiento fue de 48 semanas y los resultados parecen ser eficaces a largo plazo. Ya que 57 semanas después de haber terminado de tomar el cóctel de fármacos, todavía se encuentra en remisión. Es decir, que no se encuentra carga viral en su sangre. No obstante, aún habrá que esperar más tiempo para dar a este paciente por curado como tal.

A pesar de las buenas noticias que esto supone, todavía se encuentra en fase de investigación. Por desgracia, en el mismo ensayo clínico, coliderado por Andrea Savarino, médico del Instituto de Salud de Italia, este explica que otros cuatro pacientes VIH positivo y tratados de la misma forma, no obtuvieron los mismos resultados contra el virus que causa el sida.

Curar el VIH parece ahora aún más difícil porque “es altamente probable que el resultado no sea reproducible”, afirmó Savarino. “Este es un primer experimento (preliminar) y no vaticinaría más allá de eso”.

A falta de cura, buena es la prevención

El VIH se transmite por el contacto de la "sangre, el semen, el flujo vaginal y la leche materna" mediante "heridas" o a través de la "mucosa", según InfoSida. La infección es muy fácil que se produzca durante las relaciones sexuales, de ahí que se recomiende el uso de preservativo. Para esta infección de transmisión sexual (antes conocido como ETS), pero también para evitar el contagio de muchas otras.

La transmisión del VIH se da, sobre todo, si el paciente no se encuentra en tratamiento con antirretrovirales. Los pacientes que tienen acceso a esta medicación no teniendo carga viral en sangre, por lo que pueden incluso mantener relaciones sin preservativo.