Bill Gates ha publicado un ensayo en el que detalla su visión a futuro respecto a la pandemia del COVID-19 y aborda la tecnología propuesta por Apple y Google para prevenir la expansión del coronavirus. De acuerdo con el co-fundador de Microsoft, este sistema de seguimiento podría ayudar a algunos pero tiene limitantes.

Gates menciona que uno de los inconvenientes de esta tecnología es que no necesariamente tienes que estar en el mismo lugar y al mismo tiempo que otra persona para infectarla, ya que puedes dejar el virus en alguna superficie. "Este sistema perdería este tipo de transmisión", menciona Gates, refiriéndose a la tecnología que utiliza Bluetooth LE para notificar a los smartphones de aquellos que han estado cerca de una persona infectada con SARS-CoV-2.

En su ensayo, el magnate indica que la mayoría de países utilizarán el enfoque de Alemania, que consiste en entrevistar a todas las personas que han dado positivo por coronavirus y usar una base de datos para darle seguimiento. Los médicos proporcionan los datos personales a las oficinas de salud del gobierno local y son estos últimos quienes se encargan de contactar a la persona para asegurarse que se mantenga en aislamiento.

Gates indica que las entrevistas son más efectivas ya que son las oficinas de salud quienes entrevistan al contagiado y rastrean a los posibles contactos con los que esta se ha reunido en las últimas semanas. A estos se les pedirá que se aíslen y se hagan una prueba. En el caso de la tecnología de seguimiento, las personas tienen que instalar de manera voluntaria la aplicación.

Google y Apple están listas para desplegar su tecnología contra el coronavirus

El sistema que proponen Google y Apple consiste en una ofrecer una API para que los organismos de salud la utilicen en sus aplicaciones de iOS y Android. En una reunión de entre Tim Cook y Thierry Breton, comisario europeo de Mercado Interior y Servicios, se reveló que el despliegue comenzará el martes 28 de abril.

Cuando un usuario da positivo por COVID-19, se envía una notificación a los teléfonos de personas con las que haya estado en contacto durante los últimos 14 días. La aplicación brindará los pasos a seguir para realizarse la prueba. El sistema será opcional y se liberará por medio de una actualización de iOS o por medio de una descarga en Google Play.

Otro inconveniente que no menciona Gates es que cientos de millones de personas no podrán acceder a esta tecnología, ya que no cuentan con teléfonos con la tecnología necesaria para instalar el sistema. De acuerdo con analistas de Counterpoint Research, alrededor de 1.500 millones de usuarios utilizan teléfonos básicos (feature phone) que no operan bajo Android o iOS y que carecen de chips Bluetooth LE.

Mientras que en países como Estados Unidos o Reino Unido sería factible desplegar un sistema de seguimiento, en India se quedaría fuera el 60 o 70 por ciento de la población. También se menciona a aquellos que utilizan smartphones con antigüedad mayor a cinco años, que por restricciones de tecnología o sistema operativo, no podrían instalar esta aplicación.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.