Tal como anticipaban los rumores, Nintendo ha anunciado el lanzamiento de la Switch Lite, una nueva versión de su consola mixta que, a cambio de un precio mucho más reducido, mantiene la mayoría de sus características técnicas pero deja de lado la posibilidad de conectarla a la TV, lo que la convierte de facto a la consola de Nintendo en portátil.

Además, la nueva Nintendo Switch Lite no permite quitar los Joy-Cons, por lo que es algo más rígida que el modelo normal, pero la convierte en una alternativa muy interesante para aquellos que no tienen pensado jugara a la consola en el televisor, puesto que no es compatible con el dock. El resto, se mantiene igual. Si bien hay mayor variedad de colores y diseños, y además reduce el tamaño de su pantalla a las 5.5 pulgadas pero añade un D-Pad renovado.

También la reducción de precio hace que perdamos algunas funciones por el camino: no es acoplable al dock, no tiene soporte de Labo ni para la IR Motion Camera y sus Joy-Con no incluyen vibración en alta definición. Eso sí, la batería según Nintendo es mayor y pasa de las 2.5-6.5 horas a las 3–7 horas, pese a tener un tamaño menor:

Además, solo es compatible con los juegos para la función portátil de Switch original, puesto que no soporta salida a un televisor tampoco para la resolución más baja y por tanto, no se incluye en la caja el dock, cable HDMI y tampoco tiene la pestaña de apoyo como si tiente la completa.

La consola llegará el 20 septiembre por un precio de 199.99 dólares en turquesa, amarillo y gris.