La trilogía creada por Philip Pullman –Luces del Norte, La Daga y El Catalejo Lacado, y ahora además con una precuela conocida como El Libro de la Oscuridadforma parte de una de las historias de fantasía más codiciadas por el sector cinematográfico.

Ya se hizo una intentona en 2007, en una película de elevado presupuesto, con unos resultados altamente decepcionantes para los seguidores de los textos de Pullman. El problema residía en que el filme confundía la misma esencia de la historia: no es un relato para niños, pero viene disfrazado como tal. El oso polar gigante, la historia de una niña intentando salvar al mundo y las brujas en escoba pueden confundir. Los animales parlantes que acompañan a cada personaje, conocidos como daimonions, son algo más que seres con capacidades humanas. No dejan de ser la representación animal de una parte del alma de los humanos; una figura con la que otros autores de fantasía también han jugado en sus diferentes textos: concretamente Isabel Allende en La Ciudad de las bestias.

La historia de Pullman guarda, de hecho, una profunda crítica a las instituciones políticas y religiosas dentro del universo de la trama, pero que no dejan de tener manifestación en el mundo real. La eterna lucha entre la libertad y el conocimiento bajo el dominio del poder.

His Dark Materials, o La Materia Oscura en su traducción, se posiciona como la nueva propuesta de HBO. Posiblemente la heredera, más modesta en seguidores, de la saga de Juego de Tronos. La plataforma no ha confirmado fechas, pero todo apunta a que será una de las entregas de la próxima temporada de otoño.

HBOha tirado la casa por la ventana con esta serie poniendo actores de un caché muy elevado. James McAvoy, también en el papel del profesor Charles Xavier en X-Men, y James Cosmo, que interpretó a Jeor Mormont en Juego de Tronos.